IRÁ A JUICIO

Piden dos años de cárcel para Lucía Bosé por apropiación indebida de un "Picasso"

La actriz italiana Lucía Bosé. FOTO: LUCÍA BOSÉ/ RAÚL TERREL - EUROPA PRESS

LUCÍA BOSÉ/ RAÚL TERREL - Archivo

EUROPA PRESS

La actriz va a ser juzgada este lunes por adueñarse de un dibujo del artista malagueño que pertenecía a su empleada doméstica.

En medio de todos los titulares que está acaparando Miguel Bosé desde que hace unos días saltara a la luz su separación de Nacho Palau después de 26 años de relación y la disputa legal que mantienen por la custodia de sus hijos, su madre, la actriz Lucía Bosé, ha saltado este viernes a la noticia por tener que enfrentarse a la Justicia.

La italiana, de 87 años, será juzgada este lunes 5 de noviembre por la Audiencia Provincial de Madrid por un presunto delito de apropiación indebida al vender en una subasta un dibujo de Pablo Picasso que podría no haber sido nunca suyo y que alcanzó un precio de 198.607 euros.

Según sostiene el Ministerio Público, el dibujo era propiedad de Remedios T.M., una asistenta del hogar de Lucía Bosé que trabajó y vivió en su residencia de Madrid durante 50 años hasta que falleció en abril de 1999. Remedios tenía todas sus pertenencias en el domicilio de la actriz entre las que se incluía esta obra del artista malagueño titulada "La Chumbera" y con una dedicatoria en la parte posterior en la que puede leerse "para Reme" al lado de la fecha, "16-2-63".

Lucía Bosé la subastó en junio de 2008 y diez años más tarde va a ser juzgada porque según la Fiscalía de Madrid se apropió de ella y jamás entregó el dinero que obtuvo en la subasta a las herederas de la fallecida, sus sobrinas Remedios y María Pilar.

En consecuencia, la Fiscalía solicita en su escrito de acusación una pena de dos años de cárcel y una multa de ocho meses con una cuota diaria de 20 euros, además de la correspondiente indemnización para las dos perjudicadas.

Esta noticia supone un nuevo problema para la familia Bosé que obviamente también va a acaparar mucha atención.

Además y dejando a un lado este juicio, cabe recordar que Lucía Bosé mantuvo una relación muy cercana con Pablo Picasso a raíz de la estrecha amistad que entabló el pintor con Luis Miguel Dominguín cuando el torero estaba casado con ella. Fruto de esa relación, posee muchas obras suyas y también subastó una parte de ellas en el año 2008 para destinar los beneficios al Museo de Los Ángeles, centro que ella misma fundó en Turégano (Segovia) y que actualmente está cerrado.