FAMOSOS

Óscar Ruiz cuenta lo que hay detrás de ‘La isla de las tentaciones’

El extentador de las dos primeras ediciones del reality relata en esta entrevista cómo es el programa por dentro, cómo lo eligieron, las grabaciones de la isla, la relación con algunos de sus compañeros. Una radiografía perfecta del programa de éxito.

Actualizado a
Óscar Ruiz cuenta lo que hay detrás de ‘La isla de las tentaciones’

‘La isla de las tentaciones’ es un reality que ha marcado la historia de la televisión española. Desde el estreno de la primera edición el 9 de enero de 2020 se ha convertido en todo un fenómeno de nuestro país, siendo uno de los espacios más vistos en Telecinco. Ya ha habido cuatro ediciones más una secuela de las tres primeras ediciones.

En este programa cinco parejas acuden al paraíso dispuestas a ponerse a prueba y demostrarse que son el amor de sus vidas. Pero el camino no será fácil. Dentro de las villas de República Dominicana les esperan los solteros y las solteras dispuestos a tentar a los componentes de las parejas. Óscar Ruis Mateos fue uno de los solteros que acudió a la primera edición logrando tentar a una de las concursantes de aquella edición, Andrea Gasca, con quien finalmente se marchó del reality y con quien mantendría una historia fuera de él. También participó en la segunda edición, donde conoció a Mayka Rivera.

Es malagueño y se dedica profesionalmente al deporte. Reconoce que ‘La isla de las tentaciones’ ha cambiado su vida y que, a pesar de haber encontrado allí el amor dos veces, es complicado hacerlo en su día a día.

-¿Quién era Óscar antes de entrar en ‘LIDLT’?

-Óscar es un chaval de barrio de aquí de Torremolinos, de El Pinillo, y yo me dedico profesionalmente al deporte. Soy entrenador personal y asesor deportivo. Cuando me contactaron del programa yo estaba trabajando en un club privado como entrenador personal.

-¿Cómo te seleccionaron para el casting?

-Ellos me contactaron sin yo apuntarme al casting. Mi manera de entrar al casting fue un poco curiosa. Me localizaron por redes sociales, estuvieron detrás de mí dos o tres días y yo realmente no hice mucho caso porque yo estaba muy a gusto con mi vida y con mi trabajo y tampoco me fiaba mucho de esa cuenta porque no me aportaba confianza”.

-¿Por qué te decidiste a aceptar la oferta?

-Ellos estuvieron insistiendo hasta el punto de que a través de mi Instagram vieron que había trabajado con varios fotógrafos y, al final, escribieron a tres fotógrafos y uno de ellos fue el que les dio mi número. Me comentaron que querían hacer un programa que había tenido mucho éxito en otros países y que iba sobre encontrar el amor. Les vi tan interesados que al final dije que sí.

-¿Cómo fue el proceso del casting?

-El mismo día que me llamaron me dijeron que al día siguiente tenía que estar en Madrid. Ellos ya tenían a todos los participantes cogidos pero me comentaron que querían hacer una mejora del casting y que les gustaría mucho tenerme allí. Me busqué la vida y me fui con mi padre para Madrid. Les gusté mucho y allí mismo me hicieron el contrato. Al día siguiente, que ya estaba en Málaga, me dijeron que en ocho días me iba a República Dominicana. Habían sacado a un chico de Málaga para meterme a mí. Entré el último y al final me fue bien, hasta el punto de que he sido el único, junto a Andrea, en participar en tres ediciones de ‘La isla de las tentaciones’”.

“Habían sacado a un chico de Málaga para meterme a mí. Entré el último y al final me fue bien”

Óscar Ruiz

-¿Qué crees que les llamó la atención de ti?

-Yo soy una persona que parezco nórdico y el perfil español muchas veces no es así. Ellos buscan un perfil variado y les gusta meter un poco de todo en función de las parejas que meten. Me preguntaron cómo era mi forma de ligar con las chicas, si había estado con alguna chica que tuviese novio… Ellos al final quieren ver si eres un ‘tiburón’ con las chicas, porque al final gente guapa hay mucha.

-¿Cuál fue tu experiencia en el reality?

-Yo cuando fui a ‘LIDLT’ yo no sabía que iban parejas. Me dijeron que iba a ir a encontrar el amor pero no sabía de lo que trataba de verdad. Ya una vez allí cuando nos lo explicaron dije “esto es fuerte”. Era una situación muy nueva para mí, yo nunca había hecho nada parecido. La primera edición fue una sorpresa en todos los aspectos porque ninguno sabíamos lo que vendía y lo que no. En las siguientes ediciones ya saben que si llaman la atención se van a hacer conocidos.

-¿Cómo surgió volver a la segunda edición?

-Me llamaron cuando iban a hacer la segunda edición para preguntarme si conocía a alguien que se pareciese a mí. Les pase un par de perfiles de amigos míos y a la semana me volvieron a llamar y me dijeron que realmente querían que entrase yo otra vez porque les había gustado mucho. Yo me quedé un poco flipando porque nunca había visto a ningún participante acudiendo dos veces a un mismo reality en las dos ediciones seguidas. La experiencia de la primera edición me enriqueció en un montón de aspectos, también maduré un montón en todos los sentidos. Y por eso me decidí a volver a ir.

-¿Cuáles fueron tus sensaciones dentro de la isla?

-Conocí a Mayka allí, me fui con ella, pero fuera no vi lo que había visto en ‘LIDLT’ y no me gustó. Estuve dos semanas con ella y ya se cortó. Las dos ediciones fueron muy distintas. En la primera iba a ciegas y no sabía a lo que iba. Todo lo que viví allí se magnifica al 200%. Estabas allí una semana y parecía un mes. Al tercer o cuarto día ya parecíamos colegas que llevábamos todo el verano saliendo juntos. Era una sensación súper extraña. Lo viví todo muy intensamente. Yo creo que la primera edición fue la mejor de todas porque la gente no sabía a lo que iba. No había dobles caras, no había papeles porque entonces no se sabía lo que iba a gustar.

-¿Qué comparaciones nos puedes hacer entre tu primera y segunda vez en el reality?

-En la segunda edición ya sabía un poco a lo que iba, estuve más cómodo. La uno fue más real y la segunda fue diferente, pero me lo pasé muy bien. Los compañeros me acogieron súper bien aunque yo pensaba que no sería así y que pensarían “este viene aquí a por tele”, pero la verdad que me lo pasé muy bien. Tengo muy buenos recuerdos tanto de la primera como de la segunda edición.

-¿Con qué compañeros te llevas mejor?

-Me llevo muy bien con todos porque yo soy una persona muy sociable, pero con quienes tengo muy buena relación es con Edu Neira, de la segunda edición, y con Rubén Sánchez, de la primera. Rubén es como un hermano para mí, pondría la mano en el fuego por él. Con las chicas no tengo una relación como con Edu y Rubén, no tengo la sensación de haberme llevado a ninguna amiga de verdad de allí. Pero si tuviese que decir a una con la que me llevo mejor y que tiene muchos valores, esa es Lía.

-¿Cómo es tu relación actual con Andrea y Mayka?

-Con Andrea a día de hoy no tengo ningún trato. Con Andrea yo no lo pasé muy bien. De la primera edición salí muy ilusionado con ella y estuvimos seis meses juntos. Cuando llegó el último debate de la primera edición me enteré allí en directo que se había estado acostando con Ismael y yo la dejé en directo. Desde ese día me cogió tirria y ha intentado dejarme mal en todos los platós. Ha tratado de menospreciarme, meter mierda de mi a compañeros por detrás, se ha plantado en Málaga para intentar molestarme… yo siempre he querido tener buena relación con ella porque al final es una persona a la que he tenido cariño y con la que he pasado algo bonito. A mí no me gusta llevarme mal con la gente y menos con una persona a la que he querido.

-¿Cómo fue la experiencia con Andrea y Mayka en ‘La última tentación’?

-Con Andrea se ha quedado la cosa un poco en el aire porque hubo ciertas cosas en ‘La última tentación’ que no me gustaron de ella. Yo intenté que hubiese una reconciliación de amistad y yo solo quería zanjar el tema y ella quiso dejarme como que yo quería ir detrás de ella y me quiso dejar mal. Yo sé muy bien que le molestó mucho que en la segunda edición me fuese con Mayka y a mí me llegó de gente muy cercana a ella que quería dejarme mal en ‘La última tentación’ para que se me acabase el rollo de tentador que ya ha ido a dos ediciones y se ha ido con dos. Con Mayka a día de hoy estoy muy bien. Lo zanjé todo con ella en ‘La última tentación’ y la verdad que hemos quedado guay. Andrea lo pintó como que yo había ido detrás de ella, que ella había pasado de mí y se fue con Manuel… Ella ha intentado volver conmigo por activa y por pasiva y yo, evidentemente, unos cuernos y televisados, no lo perdono yo en la vida.

“Andrea está intentado volver conmigo por activa y por pasiva y yo, evidentemente, unos cuernos y televisados, no los perdono yo en la vida”

Óscar Ruiz

-¿Es todo tal y como lo vemos a través de la televisión?

-Todo lo que veis realmente es lo que sucede, allí no hay trampa ni cartón. No hay ningún tipo de manipulación ni nada. Todo lo que veis es todo lo que pasa de verdad. Mucha gente se piensa que somos actores. Ni hay guión, ni está preparado ni nada. Es verdad que cuesta asimilarlo porque lo que pasa allí es muy fuerte, pero todo es real.

-¿Qué edición ha sido la mejor?

-Para mí la mejor edición de todas siempre va a ser la primera. En esta edición ya no me lo creo tanto. En la tercera edición flipé más con lo de Lobo y Marina. Pero en esta edición la gente ya sabe a lo que va y no me lo creo mucho. Yo ya no sé si los que van allí hacen lo que hacen porque les sale hacerlo así o porque saben que es lo que vende. Habrá mucha gente que haga las cosas porque les sale de verdad y otros que lo hagan por televisión.

-¿A quién hubieses tentado de ‘LIDLT4′?

-A nivel espectador, la que más me gustó fue Tania. Su personalidad, cómo se ha comportado… realmente se lo ha pasado bien pero ha respetado al novio. Entonces a mi parecer desde fuera la que más me gustó fue Tania, pero luego habría que estar allí para saber a quién tentaría.

-¿Volverías a ir a un reality?

-Si me ofreciesen otra vez ir a un reality seguramente sí iría, depende del reality claro. Soy una persona a la que le encanta ponerse a prueba. También tendría que barajar si puedo combinarlo con mi vida, con mi trabajo… Pero si creo que voy a madurar con el reality, sí iría. A mí siempre me ha gustado Gran Hermano. Me parece un programa muy completo sobre todo a nivel mental y psicológico.

-¿Cómo es tu vida fuera de la televisión?

-Me dedico a hacer entrenamientos personales, a asesorar la gente y la verdad que es lo que más me gusta y más me encanta. Antes de ello estuve trabajando cinco años en el aeropuerto y después me saqué mis títulos de entrenamientos personales y ya me metí en una cadena de gimnasios muy conocida. Después ya me fui por mi cuenta a trabajar con mis chicos. Voy a un club y allí entreno yo a mis clientes.

-¿Qué le recomendarías a nuestros lectores para que estén en forma?

-Para que vuestros lectores estén en forma yo les recomiendo que mantengan una buena rutina. Yo por ejemplo no hago una dieta estricta. Si en una semana hago 39 comidas, intento que por lo menos 36 sean equilibradas. A todos nos apetece un capricho y si me apetece tomarme una pizza me la voy a tomar. Soy una persona a la que le gusta mucho el equilibrio, me gusta estar en forma pero también me gusta pasárselo bien.

“Cuando te pasan situaciones tan extremas en televisión te sientes con la presión de un jugador de Champions que siempre mete goles”

Óscar Ruiz

-¿Cómo ha cambiado tu vida tras el reality?

-El tema de hacerte personaje público… yo tardé dos o tres meses en asimilar la situación. Yo salía a la calle e iba un poco cortado. Yo soy muy llamativo por mi físico y la gente me reconocía hasta de espaldas. Me paraba hasta una Policía para hacerse una foto… son situaciones surrealistas. Al principio cuesta asimilarlo, también aguantar los comentarios por redes sociales… tienes que ser muy fuerte. Lo malo de esto es la privacidad, ya no te fías tanto de la gente… A mí por ejemplo me ha contactado mucha gente para entrenar conmigo pero realmente es por que quieren verme no porque quieren entrenar conmigo, entonces en ese aspecto si que he mantenido a mis clientes de siempre. Hay gente muy muy fanática de la ‘LIDLT’.

-¿Te sientes como ‘un futbolista’?

-No me siento un futbolista porque un futbolista me parece mucho nivel. Pero si que noto que cuando voy a un sitio soy el centro de atención. El 80 o 90% me reconoce y se gira o se chocan con el codo aunque no me pidan una foto. Todos los días por la calle se me quedan mirando o te dicen cosas… En la calle siempre ha habido buenas palabras y nunca me han dicho nada malo, aunque por redes sociales es distinto, te critican más.

-¿Qué imagen tiene la gente de ti?

-La gente muchas veces tiene una imagen de mí que no es la correcta. Al final en ‘LIDLT’ cortan las imágenes, es un programa editado, y lo que enseñan de mí es el perfil que ellos quieren mostrar, la imagen de tentador. Salgo quitándome la camiseta, tentando a las chicas, de chulo, de crack… pero realmente detrás de esa persona también hay una persona sensible, muy familiar, emprendedora… y esa espinita la tengo clavada, que a mí la gente realmente no me conoce al 100% como yo soy. Yo creo que el otro lado de Óscar gustaría 20 veces más que la que conocen ahora.

“Ellos al final quieren ver si eres un ‘tiburón’ con las chicas”

Óscar Ruiz

Otra cosa de las que me dicen siempre cuando me paran por la calle para pedirme una foto o lo que sea, es que se llevan una opinión totalmente diferente a la que habían visto en televisión. Que soy una persona súper amable, cercana… que me esperaban súper prepotente o altivo pero cuando me conocen me dicen todo lo contrario.

-Si pudiese volver atrás en el tiempo, ¿volverías a elegir ir a la isla?

-Sí la elegiría porque yo soy una persona que cuando toma una decisión no se arrepiente. No me gusta el arrepentimiento. Si me sale mal lo tomo como un aprendizaje. Las decisiones que tomo son porque en el momento las elegí así y no me suelo arrepentir porque me parece una toxicidad para la cabeza, eso lo tengo muy estabilizado.

-¿Quién es Óscar ahora?

-Me considero un Óscar que ha crecido en muchos aspectos de la vida, tanto laborales, personales… He vivido un montón de cosas que pensaba que no iba a vivir nunca, he conocido a gente espectacular, gente que me ha abierto las puertas de muchos sitios… Me he sentido muy querido y también muy odiado. He tenido una montaña rusa de sensaciones que yo creo que al final es necesario en la vida. Yo no puedo estar cinco años viviendo la misma vida porque eso me aburre, siempre tengo que buscar cosas nuevas para aprender, para superarme… soy una chico al que la monotonía no le gusta.

-¿Necesitas un poco de tranquilidad?

-Ahora mismo me siento en un punto en el que necesito descansar. En dos años y medio he hecho cuatro realities y yo soy una persona a la que le gusta estar muy estable tanto mentalmente como físicamente. A mí el tema físico me parece muy importante sobre todo para mi estabilidad mental. Me desestresa mucho, me hace bien, y es algo que necesito en mi vida. Yo siempre he tenido una rutina muy marcada a nivel físico, por mi trabajo y porque me gusta, y desde que he entrado a la televisión no he podido dedicarme a ello como siempre por temas de trabajo, bolos… son viajes comiendo a deshoras, durmiendo poco… y al fin y al cabo yo no estoy acostumbrado a esa vida. Eso me ha hecho desestabilizarme un poco.

-¿Qué proyectos tienes en mente?

-Con el tema de los realities también hay mucha tensión y a veces necesitas tiempo para ti. Yo a día de hoy quiero estabilizarme tanto físicamente como mentalmente, tengo una series de negocios que quiero montar con mi familia y mis amigos, seguir con mis entrenamientos personales, seguir trabajando en bolos… ahora mismo me siento en el momento de que necesito mis meses de estabilidad y de tranquilidad. Si ahora mismo me llaman de un reality y no iría, dentro de cinco meses quizá sí, pero ahora mismo no lo haría. Con la situación de la tele a veces te sientes un poco desbordado, pero al final eso también me gusta porque al final he aprendido a controlar los pensamientos y a estabilizarme muy bien. Cuando te pasan situaciones tan extremas en televisión te sientes con la presión de un jugador de Champions que siempre mete goles. Es una situación extraña, pero me gusta. Es un poco de cal y una de arena. Al final me siento muy privilegiado porque lo que he vivido no todo el mundo tiene la oportunidad de vivir.

-¿De qué equipo de fútbol eres?

-Soy de un equipo de Madrid… del Atlético de Madrid, desde chiquitito. Me encanta el Cholo Simeone. Esa afición me viene de familia. Mi padre es muy fanático del Atlético de Madrid, tengo fotos con tres años con la equipación… soy muy atlético sí.

-¿Te gustaría tener una relación estable?

-Mucha gente me pregunta por mi truco para ligar y también me preguntan por las relaciones. Y ahora mismo eso es muy difícil. Mucha gente se interesa por ti, me escriben muchas chicas pero tú no sabes si se acercan a ti por interés y eso es muy complicado. Yo soy un chico al que le gusta mucho también la estabilidad y a mí también me gustaría tener una pareja. No es que no me eche una pareja porque me esté hinchando sino porque es muy difícil echarte novia cuando eres un personaje público. Me gustaría encontrar a alguien que me llene y estar bien con ella y eso es un tema muy complicado cuando sales en televisión. Ahora mismo estoy conociendo a alguien y estoy muy ilusionado.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?