RUPTURAS

Marisa Jara y Miguel Almansa rompen su relación

La modelo y el agente inmobiliario han decidido acabar su romance tras más de un año, y después de planear dar un paso más en su relación.

Marisa Jara y Miguel Almansa rompen su relación
RTVE

Unos días después de conocer la separación de Ana de Armas y Ben Affleck, la de Jaime Lorente y María Pedraza, Bertín Osborne y Fabiola, y Juan José Ballesta y Verónica Rebollo; según la revista '¡Hola!', Marisa Jara y Miguel Almansa acaban de hacer lo propio y han puesto fin a su romance.

La pareja, que inició su relación hace poco más de un año, ha tratado de mantener a flote su aventura, pero las numerosas discusiones provocaron el fin entre la modelo y el agente inmobiliario.

La propia Marisa ha sido quien ha confirmado la ruptura después de que su pareja abandonase el hotel donde se encontraban juntos en Madrid: "Ha sido de mutuo acuerdo. Existe mucho cariño entre nosotros y ha sido una decisión que hemos tomado entre los dos", ha comentado a la revista del corazón.

Su deseo de ser madre

Marisa y Miguel querían, antes de su ruptura, convertirse en padres, y ella mantiene aun todos sus planes para hacerlo. Juntos visitaron un centro de fertilidad para cumplir con su deseo, y pese a que ya no estén juntos, la modelo no está dispuesta a cambiar de opinión.

Ya lo anunció durante la presentación de 'La lista de los deseos', donde acudió con Miguel, quien por entonces era su pareja, y al que presentó por primera vez: "Quiero ser mamá y estamos mirando todas las posibilidades e intentando que venga", señaló.

Ese deseo viene de más atrás, cuando en 2018 tuvo que someterse a una intervención por un cáncer de útero: "No pienso en el futuro ni me lo planteo más allá. Las metas, a corto plazo. Y si veo que no he tenido suerte, intentaré buscar otras opciones como la adopción, pero no voy a hundirme", confesó por entonces.

Unos meses después de recuperarse de su operación, y de que le extirpasen una parte del intestino grueso y el colon, conoció al agente inmobiliario en la Feria de Abril, con quien no ha conseguido congeniar lo suficiente.