TELEVISIÓN

Nadal descubre su lado más íntimo en 'El Hormiguero'

El tenista manacorí fue el invitado más destacado de la semana en el programa presentado por Pablo Motos, que le sometió a su cuestionario más personal.

rafa nadal el hormiguero entrevista más intima secretos chocolate esconden nutella restaurante madrid cristiano enrique iglesias pau gasol tatel alcohol fiesta tequila

Rafa Nadal es, para muchos, el mejor deportista español de todos los tiempos, y esta predilección por el manacorí está motivada, además de por su rendimiento deportivo, por su forma de ser lejos de las pistas de tenis. Su humildad siempre le ha caracterizado y le ha sido tan reconocida que le ha convertido en un deportista único, del que pocas cosas se han conocido de su vida personal durante todos estos años. En ese límite que siempre ha puesto el tenista pudo entrar este jueves Pablo Motos tras la visita de Nadal a 'El Hormiguero'.

No es la primera vez que el deportista se ve las caras con Pablo Motos, quizá haya sido lo que permitió que viésemos a un Rafa Nadal más relajado y divirtiéndose al máximo con las preguntas que le fue haciendo el presentador valenciano. Su visita al programa estrella de Antena 3 dejó varias respuestas destacadas que permitieron a sus millones de seguidores descubrir un poco más de cómo es el tenista cuando está en su casa y no con una raqueta.

Xisca le esconde el chocolate

Una de las que más llamó la atención fue la pregunta de los vicios, a los cuales ya intenta poner remedio su mujer, Xisca Perelló, tal y como reconoció el propio Rafa. "Mi mujer me esconde el chocolate", le reconoció Pablo Motos a Rafa Nadal antes de que el propio tenista admitiese que a él también: "A veces me encuentro la Nutella al fondo del armario". La comida, reconoció el tenista, es en el terreno donde más le cuesta ser disciplinado a sus 34 años, siendo el chocolate con leche una de sus mayores perdiciones.

Lo que muchos no hubiesen pensado de un deportista de la talla de Rafa Nadal, el cual siempre mantiene una imagen perfecta dentro y fuera de las pistas de tenis, es que en él hay una persona a la que le gusta la fiesta: "Y sí que tomo alcohol", añadió a su confesión antes de reconocer que el tequila es el alcohol que más le gusta beber cuando está de fiesta.

El Nadal más sensible

Al Nadal más íntimo no le podía faltar la confesión de si había llorado con alguna película, ante lo cual no dudó en responder que sí: "Con Titanic lloré como un bebé cuando fui a verla al cine... y con 'El Rey León' fue un drama cuando murió Mufasa. Soy de lágrima fácil" reconoció el tenista, que además también reveló a los conciertos a los que había ido: "No he ido a muchos, he estado en varios de Julio Iglesias. Vi a Shakira en Montreal, y también a Bisbal, pero no tengo mucho tiempo".

Otra de las preguntas que más llamó la atención de los espectadores de 'El Hormiguero' fue cuando ambos entraron en un escenario muy cercano a la política, preguntándole Pablo Motos qué cambiaría de España "por el bien de todos". El manacorí, riéndose, respondió que "no te lo puedo decir", algo que dijo mucho más que sus propias palabras. Nadal mostró su lado más relajado en 'El Hormiguero', y es que también destacó que "con la pandemia me he vuelto a llevar la Play a los torneos para entretenerme en la habitación, pero soy una patata".

Dueño de un restaurante con CR7, Gasol y Enrique Iglesias

También hubo tiempo para que Rafa Nadal hablase de su faceta como empresario, y es que el manacorí aprovechó las amistades que le ha ofrecido su carrera deportiva para abrir un restaurante en Madrid. Lo hizo con grandes amigos como Gasol, Enrique Iglesias o Cristiano Ronaldo, con los que señaló que suele estar en contacto pero sin llegar a reunirse por motivos de agenda de todos ellos. El restaurante Tatel tiene un local en Madrid, otro en Ibiza y otro en Miami.