Operación Triunfo

Las chicas de OT1 cuentan su calvario: "Nos engañaban"

Rosa López, Geno, Natalia y Gisela cuentan a Toñi Moreno en 'Aquellos maravillosos años' el lado oscuro del programa de televisión.

Las chicas de OT1 cuentan su calvario: "Nos engañaban"

Operación Triunfo fue un fenómeno sin precedentes en la historia de la televisión de nuestro país, fue el primer 'talent show' de una cadena publica que consiguió un éxito sin igual, superando en cifras a las ediciones posteriores. Ahora, casi 20 años después, cuatro concursantes de aquella primera edición, Rosa López, Gisela, Natalia y Geno, se han sentado con Toñi Moreno en Telemadrid, para hablar sobre como vivieron la experiencia de la academia.

Ver esta publicación en Instagram

Este domingo os esperamos. #MaravillosasOT1

Una publicación compartida de AQUELLOS MARAVILLOSOS AÑOS (@maravillosostm) el

La primera en hablar fue Gisela, y lo hizo sin pelos en la lengua. La cantante relató como pidió la carta de libertad a Gestmusic debido a que estaba perdiendo un gran numero de contratos por culpa de la productora: “había veces que no teníamos nada y esas ofertas no nos llegaban, nos engañaban y cuando nos enteramos pedí la carta”, a lo que justo después Natalia añadió: "El resto fuimos detrás”.

Las cuatro artistas generaron mucho dinero y éxito, algo que supieron administrar bien dado a su juventud: “generábamos mucho dinero, pero no nos hicimos millonarios”. También hablaron de que su inexperiencia les impidió darse cuenta de lo que se llevaban otros por su trabajo: “no nos percatamos de lo que se llevaba la productora ni las agencias de publicidad, ni las compañías”.

Ver esta publicación en Instagram

Estamos en directo. @tmoreno73: ¿Recibisteis económicamente todo lo que generó OT? Comenta en Twitter con #MaravillosasOT1

Una publicación compartida de AQUELLOS MARAVILLOSOS AÑOS (@maravillosostm) el

Tras esto, Geno relata como tras llenar un estadio entero después de un concierto, solo les dieron “un bocadillo y un refresco”, fue Chenoa quien les animó a reclamar más derechos y mejores condiciones.

Gisela también explica como les cambio la vida entrar a la academia de OT: "Yo estudiaba periodismo en la universidad y de golpe todo cambió para mí. Ya no fue lo mismo nada. Estuve un año con guardaespaldas. No podíamos ir por la calle andando normal. Iba con peluca, gorra y gafas y aún así me reconocían".

“Nadie nos contó lo malo de este trabajo”

Toñi Moreno preguntó a Natalia sobre que fue con lo bueno que se queda de la academia, y en contraparte, que fue lo peor.

La cantante respondió primero sobre lo positivo del concurso: “cada uno pudo vivir de lo que soñaba”, explicó Natalia, a lo que acto seguido añadió la parte negativa: "No te cuentan lo malo de este trabajo. Hay un momento en el que los números no son los que quieren porque ya no sales en la tele y dejas de recibir el apoyo".

Tras esto, la cantante dio un giro a su carrera: “Hice lo que realmente me daba la gana, con los videoclips que quise y trabajé el doble. Económicamente me fue mucho mejor que con la compañía”.

“Hicieron una auténtica barbaridad con esta señora”

Uno de los momentos más polémicos y emotivos de la noche, fue cuando Rosa López explicó como perdió la voz tras una inyección que le pusieron en el transcurso de un concierto: “Hicieron una auténtica barbaridad con esta señora. Cantar en unas tonalidades que no le corresponden. El Europe’s living a celebration ya tenía unas tonalidades que no eran para ella”, explicó indignada Geno, a lo que la propia Rosa añadió: “A raíz de eso tuve un quiste provocado por el esfuerzo que hice en tres días. Te quitan la voz y desapareces”.