TENIS

Mery Perelló, la fan más incondicional de Rafa Nadal

La prometida del tenista, que vivió ayer en primera fila su triunfo en el US Open, supone uno de sus apoyos más férreos. Este octubre, la pareja pasará por el altar en Mallorca.

Mery Perelló, la fan más incondicional de Rafa Nadal

Rafa Nadal volvió a escribir ayer una nueva línea en la historia del deporte con la final del Abierto de Estados Unidos celebrada en Nueva York, donde la estrella española consiguió hacerse con la victoria del campeonato tras un apasionante partido, y cosechando así su decimonoveno Grand Slam (quedándose a solo uno del récord de Roger Federer). El hito del de Manacor fue presenciado en directo por las miles de personas que atiborraron el estadio Arthur Ashe de Queens, y entre ellas, su chica de toda la vida, Mery Perelló.

 La futura esposa de Nadal lució el posible anillo de compromiso

La novia del tenista siguió ayer desde las gradas el juego de su chico presa de la misma tensión y emoción que el público que pudo disfrutar del encuentro. Y es que Mery nunca se ha perdido las finales de más relevancia que ha disputado Nadal, y le acompaña siempre que es posible a los torneos que marcan la ajetreada agenda profesional del deportista. En esta ocasión, además, la joven llamó la atención por el anillo solitario con diamante que adornaba su dedo anular, y que ha hecho despertar las sospechas de que podría tratarse de la joya con la que el campeón le pidió matrimonio.

Mery Perelló ayer durante la final del US Open.

Y es que hay que recordar que la pareja tiene su boda planeada en su tierra natal para el próximo sábado 19 de octubre. Como detalló el portal Última Hora a finales del mes pasado, el lugar elegido para la ceremonia es la exclusiva propiedad Sa Fortalesa, ubicada en la localidad mallorquina de Pollença (un enclave de lujo en el que ya contrajo nupcias Gareth Bale este mismo verano). El enlace de Nadal y Mery sigue causando enorme expectación en los medios pese a los muchos intentos de ambos por mantener todo lo relativo a él en la más estricta confidencialidad.

Y es que, si por algo se caracteriza el futuro matrimonio es por la discreción de la que han hecho gala siempre. En el caso de ella, llevar tantos años al lado de uno de los deportistas más respetados y conocidos del planeta no es tarea fácil, pero Mery ha demostrado saber gestionar a la perfección el interés no siempre deseado que provoca su relación, convertida en una pieza fundamental en la vida del tenista más allá incluso de la esfera privada. Y es que conviene recordar que la mallorquina, que es licenciada en Dirección y Administración de Empresas, trabaja como Directora de Estrategia y Relaciones Institucionales en la Fundación Rafa Nadal.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Maria Francisca Perelló ♡ (@xiscaperellofans) el

De Xisca a Mery Perelló

El gusto de la joven por mantenerse apartada del foco lo máximo posible encuentra un ejemplo muy ilustrativo en el caso de su famoso 'cambio de nombre' en los medios de comunicación. Cuando Nadal iniciaba su estelar carrera sobre las pistas y su fama empezó a crecer como la espuma, la prensa empezó a referirse a la que ya era su novia como 'Xisca', diminutivo de su nombre completo, María Francisca.

Y la joven, poco amiga de las entrevistas y declaraciones oficiales, se quedó con este nombre para el público durante muchos años. Fue solo hace poco cuando se supo que, en realidad, en su entorno más cercano siempre la habían conocido como Mery.