Reivindicación

Emily Ratajkowski posa en lencería para demostrar que el vello también es sexy

La modelo ha escrito un extenso artículo para Harper's Bazaar en el que reivindica la elección de las mujeres para sentirse sexis.

Emily Ratajkowski posa en lencería para demostrar que el vello también es sexy

Emily Ratajkowski ha sorprendido a sus seguidores de Instagram con un sensual posado en lencería en el que destaca sobre todo su axila sin depilar. La modelo ha escrito un extenso artículo para la revista Harper's Bazaar en el que defiende y reivindica la libertad de las mujeres para ser ellas mismas, sin necesidad de seguir sometidas a designios tradicionalmente misóginos y para realizar todo aquello que las haga sentir sexis.

"Me siento poderosa cuando me siento yo misma, y a veces sentirme yo misma significa llevar una minifalda. A veces significa usar una sudadera con una capucha grande. A veces me siento particularmente fuerte y libre cuando no uso un sostén debajo de una camiseta sin mangas. Solo soy yo en ese momento", ha escrito Emily días después de su regreso de unas idílicas vacaciones junto a su pareja en Mallorca.

"Si decido afeitarme las axilas o dejarlas crecer, eso depende de mí. Para mí, el vello corporal es otra oportunidad para que las mujeres ejerzan su capacidad de elección, una elección basada en cómo quieren sentirse. Un día cualquiera me gusta afeitarme, pero a veces dejar que mi vello crezca es lo que me hace sentir sexy. Y no hay una respuesta correcta, ninguna opción que me haga más o menos feminista, o incluso una 'mala feminista'. Mientras la decisión sea mi elección, entonces es correcta. En última instancia, la identidad y la sexualidad de un individuo dependen de ellos y de nadie más", continuó expresando.

La joven modelo relata de igual manera algunas experiencias que ha vivido en el pasado y cómo a una edad temprana comenzó a sentir una fuerte atracción por la lencería con encajes y los brillos de labios. Según ella, estas aficiones tenían cierta influencia de la cultura misógina, pero "si me sentía bien y es mi maldita elección, ¿no es eso de lo que se trata el feminismo, de elegir?", aseguró.

Ver esta publicación en Instagram

Outtake for @voguemagazine by @cassblackbird @tabithasimmons

Una publicación compartida de Emily Ratajkowski (@emrata) el

Para terminar, aludió a las redes sociales y a las nuevas formas de comunicación como herramientas que hacen dudar a muchas mujeres sobre su verdadera identidad. "En la era de los selfies y las redes sociales, somos propensos a recibir comentarios y críticas inmediatas. Más que nunca, se duda y se cuestiona todo sobre las identidades. Lo único que pueden tener las mujeres es su elección. En última instancia, sin embargo, uno decide representarse a sí mismo, ya sea heteronormativo o completamente no identificable, es la elección personal de esa persona. Brinde a las mujeres la oportunidad de ser lo que quieran y lo más polifacéticas que puedan ser (...). Las mujeres pueden y deben usar o representarse a sí mismas como quieran, ya sea en burka o con un bikini de hilo", concluyó.