NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

TENIS | WTA 1.000 CINCINNATI

Swiatek explota por las bolas diferentes para hombres y mujeres en el US Open

La número uno del mundo lamentó tener que jugar con una bola distinta, que es mucho más ligera y que afecta al juego de las grandes pegadoras.

Actualizado a
La tenista polaca Iga Swiatek habla en rueda de prensa tras su partido ante Sloane Stephens en el WTA 1.000 de Cincinnati.
Robert PrangeGetty

Quedan apenas once días para el inicio del US Open y a la polémica sobre si jugará o no Novak Djokovic, a la espera de la decisión que tome el gobierno de Estados Unidos sobre su normativa contra el coronavirus para entrar al país, se le suma ahora otro frente abierto: el uso de bolas diferentes que se emplearán en el cuadro femenino.

Unas bolas con las que los tenistas del circuito ATP y WTA están compitiendo también esta semana en el Masters 1.000 y WTA 1.000 de Cincinnati. De hecho, el US Open es el único Grand Slam que usará dos tipos de pelotas diferentes para el torneo masculino y femenino. Las del femenino son bolas más ligeras, y eso perjudica a las jugadoras que pegan más fuerte a la bola.

Una de las tenistas que se ha mostrado más crítica con el hecho de que se usen bolas diferentes ha sido la número uno del tenis femenino, Iga Swiatek, que tras ganar a Sloane Stephens y antes de verse sorprendida por Madison Keys en el WTA 1.000 de Cincinnati analizó cómo le perjudica a ella este cambio de pelotas. “Cometemos más errores con estas bolas, seguro. Así que no creo que sea más agradable de ver este tipo de juego. No sé por qué nuestras pelotas son diferentes a las de los hombres. Hace 15 años posiblemente las mujeres sufrieran lesiones de codo porque las bolas eran más pesadas y entonces se cambiaron. Pero ahora estamos muy bien preparadas físicamente, por lo que no creo que ocurra eso. Siento que es más difícil de controlar la bola, pero todos tenemos las mismas condiciones y hay que lidiar con ello. Pero sinceramente no sé por qué son bolas diferentes”.

Swiatek no se cortó a la hora de calificar a estas nuevas bolas con las que le toca jugar. “Creo que estas bolas son horribles, especialmente después de tres juegos en los que has jugado duro, porque se vuelven más y más ligeras. Al final no puedes sacar a 170 km/h porque van a volar como locas. Creo que son muy malas”.

La tenista polaca también señaló que más jugadoras del Top-10 ya se han quejado de estas nuevas bolas para el US Open y que, junto a Paula Badosa, le pidieron hace tiempo a Steve Simon (CEO de la WTA) que se jugase con las mismas bolas que en el torneo masculino. “Sé que muchas jugadoras se han quejado, y muchas de ellas son del Top-10. Paula Badosa y yo hablamos el año pasado con Steve sobre cambiarnos a las pelotas masculinas. Creo que no supondría ningún problema porque las fabrica la misma compañía. Tal vez deberíamos presionar un poco más. Paré en mi intento de convencer a la WTA porque empezó la Guerra de Ucrania y rechacé hablar de esto entonces”. Los hombres no quieren profundizar en el debate (“No creo que sea un tema importante”, dijo Nadal) y no todas las tenistas están en contra. Es el caso de Kvitova o de Keys, que eliminó a Swiatek el jueves: “Es mi pelota favorita. Comienza bastante rápido, y creo que es una de esas bolas que en realidad se mantiene bastante consistente hasta el cambio. De hecho, en mi opinión, la mayoría de las veces se vuelven un poco más pequeñas. No se vuelven tan esponjosas, por lo que nunca disminuyen la velocidad, lo cual es genial para mí. Pero puedo ver por qué a ella (Swiatek) no le gustan”.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?