NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA
1
2
3
Marin Cilic
6
1
-
Carlos Alcaraz
7
6
-

TENIS | MASTERS 1.000 CINCINNATI

Alcaraz deja huella en Cincinnati

El murciano de 19 años gana a Cilic y es el cuartofinalista más joven del torneo desde Murray en 2006. Se enfrentará al británico Norrie.

Actualizado a

Desde su explosión definitiva en 2021, Carlos Alcaraz pone su sello prácticamente en cada torneo que juega. Este jueves, en Cincinnati, el murciano de 19 años se convirtió en el cuartofinalista más joven en este evento desde Andy Murray (con la misma edad) en 2006. Lo consiguió gracias a una victoria más trabajada y cerebral de lo que indica el marcador (7-6 (4) y 6-1 en 1h39) contra Marin Cilic, que fue campeón del Masters 1.000 estadounidense en 2016 y ganador del US Open en 2014. El viernes (sobre las 02:30, Deportes por Movistar+), Alcaraz, único representantes de la Armada en liza, se enfrentará a Cameron Norrie, a quien domina en el cara a cara por 3-0. El británico le cortó el paso de manera contundente (6-0 y 6-2 en 58 minutos) al campeón de la NCAA, Ben Shelton, que tiene también 19 años.

El prodigio de El Palmar tiene un récord de 17-3 en Masters 1.000 este curso, con dos títulos (Miami y Madrid), más que nadie, y su registro general es 44-8. Solo le iguala en victorias Stefanos Tsitsipas. Esa autoridad que le otorgan los números, la puso sobre la pista Carlitos, para someter a un rival al que ya había ganado en pista dura este año, de camino a su campeonato en Florida. Aunque lo cierto es el que el croata de 33 años se enredó solo en el primer juego del encuentro. Cometió cuatro errores y Alcaraz aprovechó el regalo para tomar distancia. Aunque cuando sacaba con 5-4 para hacerse con el primer set, se atrapó con el saque, que le estaba funcionando de maravilla, y cometió tres dobles faltas seguidas. El balcánico se hizo con su único quiebre y alcanzó el desempate. Pero lo que son las cosas, entres ese momento de duda con el servicio y la resolución del parcial, el español jugó casi todo el rato con primeros (solo hizo un segundo).

“Rutinas, rutinas, vamos”, le había dicho su entrenador, Juan Carlos Ferrero, al que le habían colocado cerca un micrófono para escuchar sus instrucciones, que ahora se permiten en periodo de prueba. “Dale a gusto”, le espetó antes del tie-break. Y esa fue una de las claves para Alcaraz, la aceleración de sus golpes, unida a una variedad en el servicio (hizo algún primero-segundo abierto) que le pedía el valenciano, que también le recriminó cierta tendencia a complicarse. “Es especialista en problemas”, comentó.

Seriedad y disfrute

No los tuvo en una segunda manga plácida, que le facilitó Cilic con otra auto rotura, en un saque repleto de fallos por su parte. Charly, muy serio, inició la escalada definitiva con un 3-0. “Trata de disfrutar un poquito más”, le aconsejo Juanki. Y lo hizo con otro castañazo para colocarle a su oponente un 5-1 demoledor antes de abrochar el triunfo con un juego en blanco. Carlitos way (A la manera de Carlitos). Así, adaptando el título de una buena película de Al Pacino, describió la ATP una actuación casi impecable, con 12 errores no forzados y unas sensaciones buenísimas para lo que le queda por delante, un bonito camino que debe afrontar sin presión.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?