MASTERS 1.000 INDIAN WELLS

Norrie puede con Dimitrov para jugar la final ante Basilashvili

El británico frustró la redención del búlgaro (6-3 y 6-4) y lidera junto a Djokovic la tabla de finales del año. Se enfrentará a Basilashvili, que ganó por 7-6 (5) y 6-3 a Fritz.

0

Grigor Dimitrov tenía una clara oportunidad en Indian Wells de volver a brillar con un título importante casi cuatro años después de ganar las ATP Finals y terminar el curso 2017 como número tres del mundo. Los 20 primeros cabezas de serie habían caído de camino a las semifinales, tres de ellos a manos del propio búlgaro, Opelka (16), Medvedev (1) y Hurkacz (8). Pero Cameron Norrie, uno de los tenistas en mejor forma en la presente temporada, se cruzó en su camino (6-3 y 6-4) y será quien juegue la final este domingo (01:00, #Vamos) en el desierto de California este domingo. Será ante el ganador de la otra eliminatoria, Nikoloz Basilashvili, que pudo con Taylor Fritz (7-6 (5) y 6-3). Es la primera vez en la historia de los Masters 1.000, que arrancó en 1990, que los cuatro semifinalistas están fuera del top-25 del ranking, también en la del torneo, que cumple 45 ediciones. Eso da una idea del devenir de un tenis en el que flaquea el Big Three. Será la cuarta vez que en Indian Wells triunfe un tenista con un ranking 26º o peor, después de Jim Courier (26º en 1991), Alex Corretja (26º en 2000) e Ivan Ljubicic (26º en 2010).

Norrie es líder en finales en este 2021, con seis, las mismas que Novak Djokovic, aunque, de momento, sólo ha podido ganar en Los Cabos hace unas semanas. Las ha jugado en todas las superficies, algo que habla bien de su versatilidad y de la mejoría que ha experimentado. Virtualmente es 17º en la clasificación y ganaría un puesto si levanta el trofeo. Puede ser el primer británico campeón en una plaza con la que no pudo ni el mismísimo Andy Murray, finalista en 2009, cuando cayó ante Rafa Nadal.

Dimitrov, que venía jugando de maravilla toda la semana, sigue sin levantar cabeza. Los errores no forzados (28) le lastraron ante un rival que le buscó el revés con descaro y que estuvo mucho más acertado, con ese estilo tan poco ortodoxo pero efectivo que luce. Los números del búlgaro al servicio fueron muy pobres (58% de puntos ganados con primeros) y sólo fue capaz de fabricar dos opciones de break y convertir una, mientras que él perdió cuatro veces el saque. Tendrá que seguir intentándolo, pero se le presentarán pocas ocasiones tan buenas.

Basilashvili de la nada al todo en Indian Wells

No había ganado nunca un partido en Indian Wells, pero este año, Basilashvili se ha destapado en el torneo americano y de qué manera. El georgiano, que emulaba la gesta de su compatriota Irakli Labadze, semifinalista en el desierto de California en 2004 (cayó contra Tim Henman), le superó y jugará la final, octava de su carrera y tercera de este año, tras las de Doha y Múnich, donde levantó sendos títulos. Sin duda es la más importante de su carrera y se la ha ganado a pulso, tras apear a Eubanks, Ramos (contra quien estuvo a dos puntos de perder), Khachanov y Tsitsipas, de menos a más. Ante Fritz, que llegaba fuerte después de eliminar a Berrettini, Sinner y Zverev, demostró que está en un momento dulce a sus 29 años, sobre todo de pegada.

Se juega los golpes sin miedo y con mucha confianza. Al estadounidense le hizo 26 ganadores. Y se defiende de maravilla (7/7 puntos de break salvados). Llegaba como número 36 y ya es virtualmente el 27, por delante del propio Fritz, que levantó tres puntos de partido, pero esta vez su resistencia no tuvo premio, como sí ocurrió ante Zverev. Si Nikoloz gana de nuevo este domingo, se colocará 18, muy cerca del puesto 16, el más alto de su trayectoria.

Resultados, cuadro y calendario.