OPEN DE AUSTRALIA

Nadal atiza a Djokovic: "Algunos no necesitamos publicar lo que hacemos para ayudar"

En una entrevista de ESPN Argentina, Rafa Nadal salió al paso de las criticas de algunos compañeros sobre las condiciones "favorables" que tienen el balear y el serbio en Adelaida.

Desde la habitación de su hotel en Adelaida, donde pasa una cuarentena especial que fue tachada como "favorable" por alguno de sus compañeros de circuito, Rafa Nadal atendió a ESPN Argentina y le envió un nuevo recado a Novak Djokovic, que también está en la burbuja de los mejores del ranking, con Dominic Thiem, Simona Halep, Naomi Osaka y las hermanas Venus y Serena Williams. El balear salió al paso de las críticas y dio a entender que él ha intentado ayudar a los tenistas que están en peores condiciones, aunque no lo ha hecho públicamente: "Aquí cada uno intenta sacar el máximo rendimiento posible dentro de nuestras posibilidades y ayudarnos entre nosotros, lo que pasa es que algunos necesitan hacerlo público y otros los hacemos de una manera más privada sin tener que publicar todo lo que vamos haciendo". Rafa ahonda en la idea de manera contundente: "No tenemos esa necesidad de hacer propaganda de las llamadas que hacemos para que las cosas vayan lo mejor posible para los más desfavorecidos.

Estas manifestaciones parecen una clara referencia a la acción que llevó a cabo Djokovic al enviar una carta al director de Tennis Australia, Craig Tiley, con una serie de demandas para intentar igualar las condiciones de los jugadores que están confinados por haber estado en contacto con un positivo por COVID. Estás reivindicaciones cayeron en saco roto y muchos ciudadanos australianos las vieron como una falta de respeto hacia las estrictas medidas sanitarias que han permitido que el país oceánico reduzca prácticamente a cero la tasa de fallecimientos por coronavirus. Djokovic intentó aclarar su postura con un extenso comunicado que publicó en sus redes sociales.

Nadal, por su parte, tiene su opinión sobre la aparente desigualdad que hay entre los tenistas que esperan para participar en la gira del verano australiano, que tendrá su punto culminante en el primer Grand Slam del año (8 al 21 de febrero). "¿Dónde está línea entre privilegios y no privilegios? Ahí sí es algo diferente. Yo tengo una visión un poquito distinta a la de otros jugadores. Aquí en Adelaida nuestras condiciones han sido mejores que las de la mayoría de los que están en Melbourne, pero allí los hay que tienen habitaciones más grandes donde pueden desarrollar actividades físicas, otros, más pequeñas y sin contacto con sus entrenadores y preparadores físicos", explica Nadal

Hipocresía

El campeón  español continuó con su aseveración y disparó contra lo que entiende como hipocresía por parte de algunos: "Es un tema de ética y cada cuál tiene su propia opinión, todas respetables. A la ahora de hablar de fair play o de igualdad de condiciones, la gente no tiende a quejarse por la posición de los que están peor que ellos. Se habla de que los que estamos en Adelaida estamos en mejores condiciones, pero no he oído a ninguno de Melbourne decir que tiene una habitación mejor que la de otros, los que se han quedado confinados durante 14 días sin poder entrenar porque iban en un vuelo con un positivo". Para el número dos del mundo, cada uno va a lo suyo: "Estos que quizá se han quejado tanto de nuestras condiciones en Adelaida no han decidido quedarse confinados sin entrenar. Las quejas siempre son desde una posición de desventaja, hacia arriba. Hacía abajo nadie se suele posicionar en la desventaja".