TENIS

"Si Nadal y Federer no hubieran existido, habría ganado más títulos"

En una entrevista para la Universidad Santo Tomás de Chile, Fernando González repasó cómo fue su etapa como tenista en la que se cruzó en varias ocasiones con el suizo y el español.

Rafa Nadal saluda a Fernando Gonzalez tras el partido de semifinales entre ambos en el Masters 1.000 de Roma 2009.
CHRIS HELGREN REUTERS

Fernando González es una de las grandes raquetas de la historia de Chile. El extenista chileno participó en la charla 'Relatos que Transforman' de la Universidad Santo Tomás de Chile en la que repasó su trayectoria en el circuito.

Una trayectoria en la que González, campeón olímpico en dobles en Atenas 2004 junto a Nicolás Massú, se enfrentó en varias ocasiones a dos de las grandes raquetas del tenis mundial: el suizo Roger Federer y el español Rafa Nadal.

Un hecho que González afirma que le privó de lograr más títulos, aunque a la vez se muestra orgulloso de haber compartido carrera con ellos. "Estuve en la generación más difícil de la historia. Si Nadal, Federer o Murray no hubieran existido, quizá tendría más premios y más copas. Aún así, siento que fue una experiencia que me enriqueció mucho".

Las finales que González perdió con Federer y Nadal

Razón no le falta a González ya que, tanto contra Federer como contra Nadal, se quedó a las puertas de ganar más títulos. Contra el suizo, con quien tiene un balance de 1-12, González perdió la final del Masters 1.000 de Madrid y del torneo de Basilea en 2006 además de la final del Open de Australia en 2007.

Las estadísticas con Nadal también marcan la carrera de González, que terminó con un balance de 3-7 ante el balear, quien le impidió ganar el título en el Masters 1.000 de Roma en 2007 y el ansiado oro olímpico en los Juegos de Pekín 2008, donde Nadal se impuso en la final por 6-3, 7-6 (2) y 6-3.

González también repasó cómo fueron sus inicios con la raqueta. "Empecé en el tenis a los 4 años pero me gustaba más el fútbol. Con el tiempo me fui enamorando más de este deporte y tenía la facilidad de hacer cosas que otros jugadores tardaban años en alcanzar". También quiso valorar la situación actual del deporte chileno, al que ve mejor que antes. "Chile es un país poco deportista, aunque ha mejorado en los últimos años. Representarles fue siempre un gran orgullo para mí".