COPA DAVIS

Roberto Bautista: "El trabajo mental me permite seguir y hacer lo que hice en la Copa Davis"

La Copa Davis que ganó España en 2019 ya tiene documental. Roberto Bautista (Benlloch, 1988) charla con AS de Break Point: A Davis Cup Story (Rakuten TV).

Roberto Bautista: "El trabajo mental me permite seguir y hacer lo que hice en la Copa Davis"
Marc Cercos Cell

La victoria más emocionante en la carrera de Roberto Bautista es historia de España en la Copa Davis. Un verdadero triunfo de equipo que se concretó justo en su regreso para la final tras el fallecimiento de su padre. El documental Break Point: A Davis Cup Story, que Rakuten TV estrena el 26 de noviembre, rememora con los protagonistas aquella intensa semana. Tenis, emociones y el poder de la mente.

La Copa Davis de 2019 fue muy especial. ¿Qué supuso?

Lo que se vivió fue algo increíble. Tuvimos la suerte de jugar en Madrid y sentirnos muy arropados por el público cada día con la pista llena. Tiramos de corazón y la semana acabó muy bien. Había peleado mucho durante muchos años y acabar levantando el trofeo después de todo lo que pasó fue muy bonito. Hicimos un gran esfuerzo.

Fue un verdadero triunfo de equipo.

La piña que hicimos fue increíble. Todos sumamos nuestro granito de arena. Rafa (Nadal) hizo un gran esfuerzo. Acabó muchos días a altas horas de la madrugada. Se empezó con casi todas las eliminatorias perdiendo el primer punto y él tiene mucho corazón. Es un gran competidor y, jugando en Madrid, él y todos nos crecimos. Sin el calor de la gente no habría sido igual.

Una Davis sin público sería otra cosa muy diferente...

Ahora sería mucho más frío. El público se siente y aprieta tanto desde dentro de la pista... Ojalá se arregle todo pronto y esperemos que el año que viene podamos volver a disfrutar de ella. Se echa mucho en falta. Exige mucha responsabilidad y acabas todos los días muy cansado porque te exprimes al máximo, pero la Copa Davis es mi torneo preferido.

¿Le gusta el nuevo formato?

Fue un acierto condensar la eliminatoria. Jugar cuatro o cinco durante el año para nosotros se hace muy pesado. De momento no hemos tenido la oportunidad de disputar la segunda edición. Seguro que hay gente muy válida y preparada detrás del evento que habría mejorado cosas que no quedaron tan bien hechas en la primera edición. El año que viene le darán la forma perfecta y quedará una competición muy buena. Ojalá se encuentre la fecha idónea.

¿Qué recuerda de la final?

Tener en muchos momentos los pelos de punta. Vivir ese partido con muchas emociones y un extra de motivación después de todo lo que había pasado. Poder ganar ese punto para el equipo fue algo especial para mí. Quizás sea el partido en el que más apoyo y cariño he sentido en una pista de tenis.

Fue una semana dura para usted. ¿Cómo pudo centrarse en el juego?

Fue muy difícil. El poder haber hecho eso es un trabajo de años. Después del accidente de mi padre, de tanta tensión y problemas en casa, después del fallecimiento de mi madre, hay un esfuerzo y un trabajo mental en la sombra para poder seguir con mi carrera. Es el que me ha permitido hacer cosas como la que hice en la final de la Copa Davis.

El poder de la mente...

Sí. En el tenis y en muchos aspectos de la vida es muchas veces la que manda y toma las decisiones. En un deporte tan emocional como el tenis, en el que la pelota va tan rápida y hay tanta tensión, manejar las emociones es muy importante.

Y el apoyo de los compañeros.

Sí. El apoyo de todo el equipo, el cuerpo médico, el capitán… Todos estuvieron encima. Sentí el apoyo y el cariño de todos. Esa fue la principal razón por la que quise volver a la eliminatoria. Sentir que mi presencia podía darles un extra de motivación y apoyar allí y hacer mucha fuerza con ellos.

¿Cómo define este documental?

Es una manera de revivir aquella semana tan especial a través de los sentimientos y sensaciones de los jugadores en primera persona. Llega al espectador. Cuando lo vi me emocioné. Y la gente que lo vio conmigo también.

Roberto Bautista