ROLAND GARROS

Nadal: "Las bolas son una piedra, peligrosas para la salud"

Rafa Nadal se queja de las codiciones "extremas" de "frío y humedad" con las que se va a disputar el torneo, pero asume el reto y dice que está "satisfecho" con los entrenamientos.

Nadal: "Las bolas son una piedra, peligrosas para la salud"
Roland Garros

Rafa Nadal se presentó en su primera rueda de prensa virtual en Roland Garros, donde debutará el lunes ante el bielorruso Gerasimov, un tanto apesadumbrado por las condiciones en las que parece que se va a disputar este año el torneo, que pasó de la primavera al otoño por culpa de la pandemia del coronavirus. Frío, viento y lluvia acompañan a los tenistas durante los últimos días para disgusto del vigente campeón y ganador 12 veces en París, que sin embargo está "satisfecho" con sus dos primeros entrenamientos. Sus recelos y críticas se centran en el clima y las nuevas bolas de la marca Wilson que considera "superpesadas".

Cómo se presenta el torneo: "No sé, es una situación extraña para todos, completamente diferente de Roma, las condiciones allí eran buenas, aquí son duras, hace mucho frío, son un poco más extremas y difíciles para todo el mundo. A nueve grados, para jugar un torneo outdoor es una situación límite, con lluvia, frío, viento. Las bolas son muy diferentes de las de años anteriores, en Mallorca con calor ya era lenta y pesada, pero aquí con el frío es como una piedra. Hay que dejarse todo cada día. Intentar superar los obstáculos cada día y desde la realidad de que las cosas no van a ser perfectas. Actitud e ilusión. Quizás es el torneo en el que más negativas son las condiciones en general en todos los sentidos, por el frío y la bola. Es la primera vez que esta marca hace una bola para jugar en Roland Garros. Hay muchas cosas que mejorar y el torneo revisará esto por la salud de los jugadores. He hecho dos días de buenos entrenamientos".

Djokovic y la vulnerabilidad de Nadal: "Es 100% verdad, él me ha ganado muchas veces en tierra, pero al mismo tiempo yo he tenido mucho éxito. Son las condiciones más difíciles para mí aquí en toda mi carrera. Las bolas son muy pesadas, hace mucho frío, vengo con menos preparación de lo habitual, pero aquí estoy para luchar y hacerlo lo mejor posible. Compito el lunes, así que ya veremos. Pondré pasión y seré positivo para tener mejores vibraciones cada día".

Ánimos y rutinas: "Este es el más importante evento de toda mi carrera. La situación es m más difícil que nunca. Es un gran reto jugar aquí, tengo que mantener la posibilidad de tener oportunidades. No hace mucha diferencia cambiar de rutinas fuera de la pista, no tienen impacto en lo que pasa dentro, sí las condiciones que hay, que son diferentes. He hecho un par de buenas prácticas, aunque es muy extremo jugar en París ahora, pero debo estar preparado para el lunes".

La bola: "Hay que adaptarse a las condiciones, porque no se puede entrenar para jugar con una bola superpesada, más lenta de por sí, pero con frío y humedad peor. Necesitas tiempo y el tenis correcto. Y ser positivo. Las condiciones no son perfectas para mí y tampoco para otros. Necesito mi mejor versión para tener oportunidades. Tengo que relajarme, disfrutar y ser competitivo. Luchar por llegar lo más arriba posible".

Adaptación y reproche: "Practique con estas bolas en Manacor, con calor iban lentas. Para mí no es la bola correcta para jugar en tierra. Las condiciones van a ser peores, acepto el reto, pero la organización tiene que revisar esto, porque las bolas pueden ser peligrosas para los codos y los hombros. Deben tomar nota. Necesito tener el mejor feeling posible, con la ambición y la motivación correctas".

Cosas positivas: "En Roma jugué dos buenos partidos, el tercero no lo jugué bien. No pretendo engañar a nadie, la situación no es la perfecta ni la ideal, tampoco pretendía que lo fuera. A partir de ahí debo ir construyendo cada día para tener opciones de hacer un buen torneo. No estaría aquí si no fuera para intentar asumir el reto de aspirar a lo máximo. Tengo la ilusión de competir otro Roland Garros al 100%, aunque las condiciones no son las mejores y la preparación tampoco. Pero me repito cada día que esto es lo que hay y aunque haya una dificultad clara para hacer un buen torneo, voy a intentar minimizar los problemas y tener una actitud y una predisposición positiva para que las cosas salgan bien".

Qué echará de menos: "De entrada, el clima. Después la alegría que nos gusta a todos, no solo en el tenis, sino en la vida. Que esté en otro hotel no afecta a que gane o pierda un punto más o menos. Que no podemos salir a cenar, pues bueno, aunque sea un espacio que nos aparte de la rutina del tenis, no lo tenemos este año, pues nos adaptamos. Lo que echaremos de menos en unas condiciones de juego adecuadas a jugar en tierra, y un clima de gente, fiesta y público, del que esperemos volver a disfrutar pronto".

Duración de los partidos: "No creo que haya partidos más cortos, pueden ser casi más largos porque costará más ganar puntos, cuesta que la pelota coja los efectos, lo que afecta a mi juego y lo veremos a partir del lunes. Mi trabajo es buscar soluciones a las dificultades que presenta este torneo. Enfocar lo que viene con una actitud adecuada. Estoy contento con los dos primeros entrenamientos, habrá más alternativas y habrá que asumirlas".

Cambios: "Uno no puede hacer grandes cambios, sino jugar con lo que hay, no remar a contracorriente. No puede haber cambios drásticos en mi patrón de juego. Es lo que hay, no puedo decir que me encanta la bola si no es así, pero vamos a jugar con ella. Para algunos es más favorable que para otros. Tendrá más opciones en el que mejor capacidad de adaptarse tenga, quedan días y confiamos en que el clima mejore. Entre lluvias y viento está un poco extremo".