Garrincha

Un motín que valió un título

HISTORIAS PARA NO SALIR DE CASA

Un motín que valió un título

La extraordinaria irrupción de Garrincha y Pelé en el Mundial de 1958 se debió a la imposición de los jefes del vestuario a Vicente Feola, seleccionador brasileño.