Roberto Molina

El valor de una medalla

Enhorabuena, Joan. La vela española vuelve al sitio del que nunca debió salir, a un podio olímpico. El bronce ha sido sufrido, pero sabe muy dulce. No es nada fácil ganar una medalla en unos Juegos y todos debemos darle el valor que se merece. Cuando tienes opciones de ganar una medalla, ya sea oro, plata o bronce, influye mucho el factor suerte. Pero no sólo eso, las condiciones meteorológicas siempre tienen su incidencia y, sin duda, toca estar preparado psicológicamente. Las regatas, muchas, se ganan por tener la cabeza fría.

Ya puedes tener una buena velocidad, haber entrenado como el que más y llegar a la cita como vigente campeón del mundo, que el aspecto psicológico marca diferencias. Unos Juegos siempre son diferentes, hay más presión porque muchos focos te apuntan. Por eso, colgarte una medalla de bronce como ha hecho Cardona es espectacular. Toca disfrutarla y reconocer que la vela olímpica vuelve a aparecer. Y no olvidemos a quienes se han quedado a las puertas de una medalla. El equipo español merece ser reconocido. Hay presente y futuro.