Un martes de alirones

Este martes se resuelven dos títulos españoles de liga: los de baloncesto y fútbol sala masculinos. Es un día de la semana extraño para dedicarlo a estas lides. La clave está en el número, el 30, que pone el cierre al mes de junio y, en consecuencia, a muchos contratos de jugadores. En los deportes de equipo se firma por cursos, no por años naturales. Y aunque se podía haber negociado una prolongación de los acuerdos, siempre es menos enredoso terminar la temporada cuando procede.

La fecha, con título o sin él, pondrá el broche a la andadura de siete futbolistas del Movistar Inter, entre ellos su enseña de los últimos tiempos, Ricardinho, que ni siquiera está jugando este playoff exprés por divergencias con el club. Una triste conclusión para clausurar una etapa de fantasía. El Inter se medirá a las 15:30 con el Valdepeñas en una final de contrastes. El equipo madrileño es el más laureado del futsal nacional con 13 ligas, mientras que el manchego comparece por primera vez por el campeonato, cuando hace un año luchaba por la permanencia y hace dos estaba en Segunda.

Después, a las 20:00, la final de la ACB enfrentará a dos clásicos del basket, Barça y Baskonia, con dos entrenadores talismanes, Svetislav Pesic y Dusko Ivanovic. Su última final fue hace diez años, ganada por el equipo alavés con aquel famoso 2+1 de San Emeterio. Ivanovic estaba en el banquillo vasco. Y enfrente, quizá, el Barça más poderoso de la historia, que venía de conquistar la Euroliga. Un antecedente que puede servir de aviso al actual Barcelona, un proyecto forjado este curso a golpe de talonario para reverdecer viejas glorias y para poner fin a la mejor racha histórica del Real Madrid. De momento, los blancos llevan varios días en casa. Algo ha cambiado. Hace seis años que el Barça no conquista la Liga, ese puede ser el siguiente paso… Pero cuidado con el Baskonia. Ha vuelto Dusko.