Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

Susurros del campo

CON EL AVAL DE LA REVISTA TROFEO CAZA

Este blog es un viaje a esas jornadas de caza y conservación, esperamos que seáis nuestros compañeros de cuadrilla.

Autor: Rocío de Andrés

Susurros del campo

Pájaros de barro

Hace apenas unas semanas, al leer la noticia que un colegio de Córdoba, incluía entre los libros de lectura obligada a sus alumnos de primaria, el título “Un safari en mi salón”, no puede por menos, que llevarme las manos a la cabeza.

Pájaros de barro

Hace apenas unas semanas, al leer la noticia que un colegio de Córdoba, incluía entre los libros de lectura obligada a sus alumnos de primaria, el título “Un safari en mi salón”, no puede por menos, que llevarme las manos a la cabeza.

Este libro, obligatorio para todos los niños de siete años del centro, caracteriza a los cazadores como personas elitistas (por lo que denoto que no saben lo que es un coto de caza de cualquier pueblo de España), ya que el protagonista es un lord con sirvientas, mayordomo…, y con un carácter muy poco amigable y para nada empático (no es Micky Mouse precisamente). Así, por ejemplo, en una de sus páginas puede leerse “Fuera de sus casillas, el lord gritó: ¡Te atraparé! […] Y dicho esto se levantó, fue hasta el armario y sacó su rifle de caza”.

Además, adoctrina a los pequeños en la visión reduccionista e inmoral que difunde el animalismo de la caza hasta equipararla, prácticamente, con un crimen: “Mientras tenía encañonado con su rifle al pobre ratón indefenso, había comprendido que no podía haber ningún placer en provocar la muerte de un animal”.

Si esto es educar en libertad a los alumnos ¡Que venga Dios y lo vea! Pero, ¿A dónde vamos a llegar? Esto se llama adoctrinar. Y lo que más tristeza me produce, es que lo padres, lo permitamos.

Pero eso no es todo. Anteayer, veo otra noticia que ya hizo que me saliese de mis casillas: El libro "Proyecto Zoom" de Lengua Castellana y Literatura de la editorial Vicens Vives invita a "no practicar la cacería" y concienciar para que otros tampoco lo hagan. Incita al odio hacia la caza y los cazadores, utilizando frase tales como:

  • · "No practiques la cacería y conciencia a las personas que conozcas para que tampoco lo hagan. Aunque no lo creas será de mucha ayuda y aportarás tu granito de arena".
  • · "Algunas de las acciones que pueden evitar que una especie desaparezca son las siguientes: Prohibir la caza de animales, pues ha puesto en peligro a muchas especies"

Señores de Vicens Viven ¡Oigan! Tengo un hijo que cursa 5º de primaria, 10 años de edad, y os puedo asegurar que ama y conoce el campo, bastante más que los autores de este libro. Porque no es muy difícil (y menos para un adulto), entender que la caza es, una actividad que, además de ser legal, es reconocida por multitud de organismos científicos internacionales como una herramienta para la conservación y el desarrollo socio-económico del mundo rural.

Si no pueden reconocer la importancia de la actividad cinegética para el mantenimiento de nuestro medio rural y la conservación de la fauna y los espacios naturales, no lo hagan, pero no intenten hacer lo más sencillo, inculcar a los más pequeños a que lo odien. Al menos, concédanles la oportunidad de conocer, aprender y que decidan por ellos mismos. No les llenen las cabezas con pájaros, con los vuestros, vuestros pájaros de barro.

Suscripción Trofeo Caza para Federados

Suscripción Federados

 

Rocío de Andrés