Competición
  • Europa League
  • Copa Libertadores
  • Copa Argentina
Europa League
FC Astana FC Astana AST

-

BATE BATE BAT

-

Ararat-Armenia Ararat-Armenia AAR

-

F91 Dudelange F91 Dudelange DUD

-

Malmö Malmö MAL

-

Bnei Yehuda Bnei Yehuda BNY

-

Suduva Suduva SUD

-

Ferencvaros Ferencvaros FER

-

Feyenoord Feyenoord FEY

-

Hapoel Beer Sheva Hapoel Beer Sheva HAP

-

Ludogorets Ludogorets LRZ

-

Maribor Maribor MRB

-

Copenhague Copenhague CPN

-

Riga Riga RIG

-

AEK Atenas AEK Atenas AEK

-

Trabzonspor Trabzonspor TBZ

-

Legia Legia LGV

-

Rangers Rangers RAN

-

Gent Gent GNT

-

Rijeka Rijeka RIJ

-

Estrasburgo Estrasburgo EST

-

Eintracht Fr. Eintracht Fr. EFR

-

PSV PSV PSV

-

Apollon Apollon PLL

-

AZ Alkmaar AZ Alkmaar AZ

-

Royal Antwerp Royal Antwerp RAN

-

Steaua Steaua STE

-

Guimaraes Guimaraes VGU

-

Braga Braga BRG

-

Spartak Spartak SPA

-

Celtic Celtic CLT

-

AIK Solna AIK Solna AIK

-

Linfield FC Linfield FC LFC

-

FK Qarabag FK Qarabag QAR

-

Sl. Bratislava Sl. Bratislava SLB

-

PAOK PAOK PAO

-

Torino Torino TOR

-

Wolves Wolves WVH

-

Partizán Partizán PTZ

-

Molde Molde MLD

-

Espanyol Espanyol ESP

-

Zorya Zorya ZOR

-

Copa Argentina
FINALIZADO
San Martín de Tucumán San Martín de Tucumán SMT

0 0

Argentinos Juniors Argentinos Juniors AJ

0 0

Abrir el camino es muy difícil

Lo peor de todo es la condescendencia. Porque si a alguien le duele esta derrota más que a nadie es a las jugadoras barcelonistas a las que ahora nada las puede consolar. Sería absolutamente miserable tratarlas como si nada hubiera pasado. Que perdieran tan cruelmente es una faena que únicamente entienden las que estaban en el campo. Ahora se les puede decir, y con razón, que el éxito era llegar a la final y que se enfrentaban a un súper equipo ante el que tenían muy pocas opciones. También se les podría animar diciendo, y con razón, que pusieron un pie donde nadie en España había llegado, que van a volver, seguro que volverán y que consiguieron poner el fútbol femenino donde era impensable sólo hace tres años.

La derrota fue demasiado cruel, pero debe de servir para aprender que falta camino por recorrer y que esto tiene mucho futuro. Es imposible asegurar que estas jugadoras puedan sacarse la espina ganando una Champions, pero que un día verán cómo se gana el máximo trofeo es tan seguro como que las jugadoras que lo ganen se lo deberán a ellas como ellas le deben esta final a unas predecesoras que en su vida se imaginaban jugando en Europa. Felicidades, gracias y a seguir así. Hacer camino es muy duro y vosotras lo estáis haciendo a pesar del disgusto. Crecer, a veces, duele.

0 Comentarios

Normas Mostrar