Competición
  • Champions League

El Madrid ya entra en el reparto del lunes

El domingo un amigo me mandó este mensaje: “La verdad es que el fútbol se devalúa si no hay Madrid el domingo”. Domingo o sábado, pensé, que hoy, a efectos del fútbol, viene a ser lo mismo. Y es cierto: todos nos hemos visto un poco raros al no ver aparecer al Madrid en el desfile de partidos del fin de semana. Le tocó ayer, en incómoda posición del telonero. El lunes es día para los que no están en la Champions, de ahí que al Madrid se le vea más raro en esa fecha que al Leganés o a muchos otros. Y, sin embargo, ha sido más frecuente de lo que nos trae el primer recuerdo. Míster Chip ha hecho la relación: 34 partidos, de ellos 20 en Liga, la mayoría del 96 acá.

El fútbol de los lunes, hoy escogido por Rubiales como un elemento más de su acoso a Tebas, llegó en realidad no con este, sino con ocasión de la primera ‘guerra del fútbol’, entre Canal + y Antena 3, que abrió ese espacio, que funcionó mejor de lo previsto. Hasta entonces partidos en lunes eran raras excepciones, causadas por algún imprevisto o desgracia.

Pero en estos días que el Madrid juegue en lunes supone la constatación de un fracaso, que no está donde debía estar. No está el sábado o el domingo porque no está en la Champions League, y Tebas ha aprovechado la circunstancia para programarle en lunes, a fin de darle mayor foco a ese partido y porque el Madrid trae audiencia aunque esté alicaído. Algunos madridistas amigos lo consideran humillante, otros se resignan a esta expiación del pecado de soberbia de Florentino, que pensó que entre Benzema y Bale serían capaces de hacer olvidar a Cristiano. Benzema al menos ha hecho lo posible, pero Bale ha conseguido echarse él mismo al público encima.