FÓRMULA 1

Ferrari se pone a prueba con Sainz y Leclerc

Los de Maranello completan dos días de entrenamientos en Ímola, enfocados al trabajo de aerodinámica y la correlación entre la pista y el simulador.

0
Sainz rueda junto al Ferrari de 2018 en un test en Fiorano

En Ferrari no hay tiempo que perder. Después de ver como McLaren, con su doblete en en el GP de Italia, se consolidaba por delante de la escudería italiana en la general de constructores (por 13.5 puntos), desde Maranello siguen trabajando a destajo para conseguir un coche competitivo que sea capaz de batallar incluso en posiciones más ambiciosas que las que se disputan en la zona media. El objetivo de la Scuderia es volver a lo más alto, prueba de ello es su alineación, y ahora solo falta desarrollar un monoplaza que ya tienen perfilado y para el que siguen buscando recursos, ahora con dos jornadas de test privados en el circuito de Ímola que han tenido la presencia de Carlos Sainz y Charles Leclerc.

El monegasco fue el primero en salir a pista con el SF71-H de 2018, ya que como recoge la normativa está prohibido rodar con un monoplaza que no supere los dos años de antigüedad en este tipo de test, y completó una primera jornada complicada en la que el agua y la mecánica condicionaron los planes. Leclerc se vio obligado a devolver el Ferrari al garaje por un problema de transmisión como informan en formulapasion.it y posteriormente, vio como la lluvia también aparecía para dar algo de tregua por la tarde. Entonces se centraron en el objetivo principal de esas pruebas, para trabajar en la aerodinámica y la correlación entre la pista y el simulador, a la espera de que Sainz le tomase el relevo durante la jornada de hoy.

El madrileño se ha subido al Ferrari con el que debutó a principios de año en Fiorano junto a los de Maranello, pero ahora en en un trazado diferente que también ha contado con la presencia de Antonio Fuoco, piloto de GT de Ferrari, y Robert Shwartzman, piloto de la Acamedia. La participación de ambos también estaba prevista para la jornada del viernes mientras que en la fábrica, siguen trabajando en la nueva unidad de potencia 065/6 evo (todavía en el banco de pruebas) y un nuevo simulador que se encuentra en fase de calibración y que debería estar en pleno funcionamiento este mismo mes.