MOTOGP | GP DE DOHA

Mir: "La de Miller ha sido una acción peligrosísima"

Dardo al australiano: "Por lo visto se ha enfadado, porque supongo que no le gusta ver que no está rindiendo como se espera de él".

Mir: "La de Miller ha sido una acción peligrosísima"
AFP7 vía Europa Press AFP7 vía Europa Press

La versión de Joan Mir de lo ocurrido entre Jack Miller y él nada tiene que ver con lo que decía el australiano. Así se expresó el campeón tras acabar séptimo el GP de Doha.

-¿Qué le ha pasado con Miller?

-Lo que ha pasado con Jack es que en la curva 10 lo he adelantado. No nos hemos tocado, pero hemos estado muy cerca y le he hecho cambiar un poco su línea. Ha sido un adelantamiento un poco al límite, es cierto, y he sacado la pierna para disculparme, porque normalmente estos adelantamientos son al límite y esto es lo que pasa. Luego por lo visto se ha enfadado, porque supongo que no le gusta ver que no está rindiendo como se espera de él y en la última curva me he colado un poco, y cuando he vuelto, no es que me haya tirado hacia mitad de pista. Me he ido pegadito a la izquierda, lo que hacemos todos cuando nos colamos en esa curva. Hay una acción igual que se puede comparar con Aleix y conmigo. Aleix se ha colado, ha vuelto por la parte de la izquierda, lo he visto y me he acercado a él, pero no he ido a tocarlo ni a crear una situación que venían detrás bastantes motos. No me quiero encender, juzgad vosotros mismos. En Suzuki tomaremos lo que consideremos más acertado para que esta situación no se repita y ya está.

-Miller dice que le había tocado tres veces.

-¿Que le he tocado tres veces? Pues que me explique las tres veces que le he tocado... Al principio de carrera hay que colocarse y en la entrada de la curva 6 se me ha descolocado la rueda delantera, he tenido que tirar recto y Fabio ha tenido que levantar la moto, pero no me he tocado con Fabio. Simplemente ha sido una acción de primeras vueltas. Tampoco ha sido la mejor decisión para adelantar ahí, pero son lances de carrera. A mí tampoco me pasan tranquilo, si me tienen que pasar tocándome, me adelantan tocándome. Jack la habrá tomado conmigo y ha visto esa situación para quizá tocarse conmigo, y esa situación se tiene que juzgar. No se puede repetir, ha sido una acción peligrosísima. Ha sido en la recta, venían pilotos por detrás y no lo quiero ni pensar. Ha sido muy al límite, bueno, pasando los límites. Si nos tiene que llamar Dirección de Carrera, que espero que sí, ellos juzgarán y decidirán. Pero mi opinión es clara.

-¿Cómo le hace sentir lo ocurrido?

-No me hace sentir de ninguna manera. Me cabrea, pero ya está. Estamos en una carrera y hay veces que las decisiones que podemos tomar en caliente se pueden ir por encima de la legalidad. Me gustaría hablar con Jack y ver qué se le ha podido pasar por la cabeza. Está molesto porque dice que le he tocado tres veces, qué me cuente cuándo. Una maniobra en la 10 sí la he visto, pero no he coincidido más con él prácticamente. Lo he adelantado en las primeras vueltas y ya está. No hay indignación, hay cabreo y ya está.

-¿Qué opina de la actitud de Dirección de Carrera?

-Hemos acabado ahora la carrera, es normal que igual se tarde un poco en llamarnos. Veremos qué pasa. Aquí no hay ni campeón, ni equipo campeón, ni faltas de respeto, ni nada. Ha sido una acción fuera de la legalidad y ya está. No piensas: "cuidado, que este hizo segundo el año pasado". Aquí para todos la última carrera es lo que cuenta y ya está.

-¿Qué tal el reencuentro con Miller en la última vuelta?

-Después de ver esa maniobra, no sabes muy bien por dónde te va a salir. Era más lento, me ha tapado mucho en las últimas vueltas y le he adelantado de la mejor manera posible, manteniendo un metro y medio y sin que se asuste, a ver si se va a volver a pensar que le voy a tocar... En las últimas vueltas me iba parando mucho, pero es muy complicado con esta moto podernos defender y más hoy. Tenemos que ver qué ha podido pasar, porque no es normal. La semana pasada íbamos bien, en esta carrera no íbamos tan bien y todo es lo mismo.

-¿Balance de estas carreras?

-Es positivo. He sido competitivo en las dos carreras. En la primera sufrimos mucho de motor, es lo que hay, y en esta segunda lo que no me haya pasado que venga Dios y me lo explique. Ha sido así, no ha habido nada a mi favor, la moto posiblemente no me ha respondido del todo hoy y yo he dado todo lo que tenía y más. Me he tocado muchas veces, he tenido que venir desde atrás, más o menos tenía la carrera bastante controlada hasta que me ha pasado eso con Jack y estaba salvando gomas para atacar en ese momento, pero después me han pasado dos Ducati más, las Yamaha y muchos pilotos. No he podido hacer más.

-¿Cómo era la carrera hasta el incidente?

-En ese momento estaba rindiendo bien y controlando la carrera de la forma adecuada, pero sin las sensaciones de la semana pasada. No era capaz de adelantar a nadie en la recta, a ninguna moto. Es más, perdía mucho tiempo. No sé qué ha podido pasar, lo tenemos que ver. El equipo lo ha visto, se ve, pero no sabemos qué problema ha sucedido. No hubiera luchado por la victoria hoy, pero hubiera estado muy cerquita del podio, seguro. Hubiera podido luchar, estoy convencido, si no llega a pasar lo de Miller. Ha sido una maniobra que ha cruzado la línea de la legalidad.

-¿Cómo afronta lo que viene?

-Las afronto con bastantes ganas. después de dos carreras en Qatar tenemos ganas de cambiar ya de pista. El balance no es negativo, hemos sido competitivos en todo momento y es el objetivo. Esta última carrera nos ha pasado un poco de todo, pero no se acaba aquí. Ahora viene Europa, carreras más normales y el año pasado siempre fuimos fuertes. Veremos hasta dónde podemos llegar.