MOTOGP | GP DE DOHA | LA INTRAHISTORIA

Diez años del "tu ambición ha podido más que tu talento"

Esa es la lapidaria frase que Stoner le lanzó a Rossi en Jerez 2011 cuando fue a pedirle disculpas al box después de que le tirara en el final de recta.

Diez años del "tu ambición ha podido más que tu talento"
motogp.com

Diez años se cumplen hoy de uno de los episodios que más dio que hablar en la larga historia de MotoGP y que dejó para los restos una lapidaria frase de Casey Stoner dirigida a Valentino Rossi cuando el italiano acudió al box del australiano a disculparse con él por haberle tirado en la octava vuelta de la carrera de 2011 en Jerez. "Tu ambición ha podido más que tu talento", le espetó el entonces piloto del Repsol Honda al de Ducati.

El 46 se cayó en la apurada de final de recta en una carrera pasada por agua y se llevó con él al suelo al 27, que rodaba segundo en esos momentos. Valentino pudo reanudar la marcha, pero Casey no y se quedó a pie de pista hasta la siguiente vuelta para aplaudir irónicamente al italiano a su paso por el punto en el que le había tirado un giro antes. Al acabar la prueba, el de Tavullia se fue directo al box del Repsol Honda para disculparse. Allí le esperaba su rival, vestido ya de paisano, para responder a sus palabras y gestos de perdón, juntando las manos, con absoluta ironía. "Todo bien. Sólo estoy preocupado por tu hombro", le decía a la vez que le daba palmaditas en el hombro derecho, el de su lesión, para luego sentenciar: "Tu ambición ha podido más que tu talento".

Stoner aplaudiendo a Rossi tras tirarle.

Rossi, que llevaba el casco puesto, no se enteró en un primer momento de lo que le había dicho Stoner. Lo contó después al saber lo que había dicho previamente su víctima. Esto dijo el de Honda: "Hubiera sido mejor que viniera sin el casco a disculparse. Acepto sus disculpas, pero hubiera preferido que viniera al motorhome a hacerlo, en privado, en lugar de delante de las cámaras de televisión". Rossi respondió así: "Lo primero que he hecho al bajar de la moto ha sido ir a buscarle para pedirle disculpas sin importarme que me siguieran las cámaras. A mí Elías me tiró en esa curva en 2006 y por eso perdí el Mundial. La verdad es que me sentía un poco protegido con el casco cuando he ido a excusarme. Por el casco no he oído bien lo que me decía, pero me he dado cuenta de que no sonreía amistosamente".

Además de la caída que le costó la pérdida de un liderato que recuperaría más tarde, porque en 2011 consiguió su segundo título, a Stoner le quemó muchísimo también el comportamiento de los comisarios de pista tras la caída. Fue de traca. Mientras una legión de voluntariosos comisarios apartaban la Honda tumbada sobre la Ducati, ayudaban a incorporarse a Rossi y hasta le daban palmaditas de ánimo en la espalda para que retornara a la pista de inmediato, sólo había uno ayudando a Stoner a levantar y poner en marcha la RC213V, lo que resultó imposible. Con más manos seguramente tampoco lo habrían conseguido, porque el sistema de arranque de su Honda requería bloquear la maza del embrague para arrancar, algo que sólo se podía hacer en el box. Eso terminó por desesperar a Stoner, convencido de que con el empujón de varios sí habría sido posible, y tenía tal enfado que le hizo un corte de mangas a los marshalls que le decepcionaron. "Su comportamiento ha sido desmoralizante. Sólo faltó que alguno le pidiera un autógrafo a Valentino. La moto no se había dañado demasiado, pero se había parado y sólo me ha ayudado uno a intentar a arrancarla", dijo después sobre ellos.

El corte de manga de Stoner a los comisarios.

Rossi, por su parte, no comentó nada de los comisarios, y describió así el incidente: "Ha sido una lástima, porque era muy rápido en agua y la providencia me había dado la oportunidad de lograr mi primera victoria o podio con la Ducati. Iba muy fuerte y llegué un pelo largo. No tenía tiempo para abrirme, me he caído y he tirado a Stoner. Mi moto no se ha parado, he agarrado el embrague y he podido volver y ser quinto. Es humano fallar. He frenado un poco menos que Simoncelli y Stoner, al que no tenía intención de pasar en ese momento. Son cosas de las carreras y para él una gran faena".

La relación entre Rossi y Stoner ya estaba rota desde la célebre carrera de Laguna Seca 2008, aquella del adelantamiento del italiano al australiano por la tierra del Sacacorchos y que terminó con caída de la Ducati que entonces pilotaba Casey, según este porque Valentino había parado intencionadamente antes de tiempo su Yamaha y eso es lo que le llevó al suelo. Al acabar, le acusó de pilotar sucio y aseguró que había perdido la admiración que sentía hacia él. Tres años después se lo dejó claro cuando vino a pedirle disculpas a su box, con ese duro e inolvidable mensaje de "tu ambición ha podido más que tu talento" del que ahora se cumplen diez años.