FÓRMULA 1

El Mundial no ha terminado

En las tres últimas carreras de 2020 se decidirán el subcampeón, el ‘mejor del resto’ o el tercer coche, con millones de euros en juego.

El Mundial no ha terminado
ANDREJ ISAKOVIC AFP

La Fórmula 1 regresa en el Golfo Pérsico con las tres últimas carreras de la temporada 2020, dos en Bahréin (29 de noviembre y 6 de diciembre) y una en Abu Dhabi (13 de diciembre). El título que Lewis Hamilton certificó en el GP de Turquía resta alicientes, porque el Gordo ya está asignado, pero quedan premios secundarios, y no tan secundarios, que se decidirán en las próximas semanas. Afectan al Mundial de pilotos, al de constructores o al mercado de fichajes y lo que suceda en Sakhir y Yas Marina tendrá consecuencias en 2021 y 2022. Hay campeón, pero el Mundial no ha terminado aún.

Subcampeonato

Bottas todavía no ha asegurado matemáticamente el segundo puesto en la clasificación. Tiene 197 puntos, 27 más que Verstappen, con 78 aún en juego. El neerlandés puede intentar la gesta de alcanzar al finlandés sin un Mercedes, tendría mérito, aunque sin abandonos o ‘ceros’, parece difícil que pueda acercarse tanto.

‘La F1-B’

Con Hamilton, Valtteri y Max en otro mundo, el ‘mejor del resto’ está disputado esta temporada. El año pasado lo fue Sainz, sexto tras los Mercedes, Ferrari y Red Bull, y en 2020 manda Checo Pérez con 100 puntos (es cuarto) y una ventaja mínima sobre Leclerc (97) y Ricciardo (96). Los McLaren se descolgaron, aunque Sainz (75) y Norris (74) mantienen sus posibilidades. Por detrás sólo presiona Albon (70), de capa caída en el segundo Red Bull.

El tercer coche

En la clasificación de constructores, cuatro escuderías pelean por el bronce con apenas 24 puntos de diferencia entre ambas. Son Racing Point (154), McLaren (149), Renault (136) y Ferrari (130). La ventaja de los primeros es el monoplaza, pero sus dos pilotos no han sido tan constantes (se perdieron tres carreras por COVID-19) y en particular Stroll anda lejos del rendimiento que ofrecía el coche. En Woking, al contrario, Sainz y Norris han sacado partido de un MCL35 que apenas evolucionó desde el verano. Ricciardo es la baza de Renault si logra más podios y Ferrari está lejos, aunque en progresión ascendente. No es una lucha cualquiera: hay decenas de millones de euros de diferencia en el reparto de premios entre quien acaba tercero o sexto, y en un año con ingresos limitados ningún equipo quiere renunciar a este bálsamo.

El mercado

Aún hay cinco volantes libres en la parrilla de 2021, aunque el de Hamilton en Mercedes esté prácticamente asegurado, a falta de acuerdo en lo económico, que debe alcanzarse en Bahréin o Abu Dhabi. Red Bull debe escoger al relevo de Albon y si Checo brilla en el final de curso, ganará peso en la pelea frente a Hulkenberg, el favorito de Verstappen. Igualmente, hay un Alpha Tauri libre (suena el japonés Tsunoda en el último año de Honda) o los dos Haas, que serán para Mick Schumacher y el ruso Mazepin, salvo sorpresa.

Los despachos

Red Bull se queda sin motor a partir de 2022 con el adiós de Honda y en las próximas semanas esperan resolver su situación. La prioridad era quedarse con el propulsor japonés si se prohíben las actualizaciones en el futuro, pero sólo Mercedes apoya esa postura porque ya tienen la mejor unidad de potencia. Habrá discusiones, porque el equipo austriaco quiere definir su próximo suministrador antes de final de año.