FÓRMULA 1

Un regreso histórico para la F1

Portimao recupera el GP de Portugal 24 años después. Se esperan unos 30.000 aficionados en el Algarve si las restricciones locales no lo prohíben.

Un regreso histórico para la F1

La Fórmula 1 vuelve a Portugal 24 años después de su última presencia. Esta visita no estaba prevista a medio plazo, pero la pandemia obligó a Liberty Media a salvar la temporada 2020 con carreras en Europa, de proximidad, y Portimao rápidamente se coló en todas las cábalas. La pista del Algarve tenía licencia del primer grado de la FIA y la región pronto se interesó por albergar una prueba con un limitado número de espectadores. El GP de Portugal será una realidad este fin de semana y es una alegría para los estamentos automovilistas del país vecino.

Será el 17º gran premio de la Fórmula 1 en suelo portugués. A finales de los años 50 hubo tres ediciones en los circuitos de Oporto y Monsanto con triunfos de Moss, por partida doble, y Brabham. Hasta 1984 no se estableció la carrera con continuidad. Entre aquella temporada y 1996 se celebró siempre de forma ininterrumpida en Estoril. Prost y Mansell ganaron tres veces cada uno, mientras que Schumacher, Senna, Damon Hill, Jacques Villeneuve, Patrese, Berger o Culthard vencieron en una ocasión.

En cuanto al circuito de Portimao, denominado Autódromo Internacional del Algarve e inaugurado en 2008, la Fórmula 1 no lo ha visitado oficialmente aunque escuderías como Renault, McLaren o Ferrari han hecho test privados en el pasado. Es un habitual del Mundial de Superbike y también se han celebrado importantes eventos de GT o Le Mans Series, pero nunca pruebas de tan alto nivel como la F1 o MotoGP, que cerrará allí su campaña 2020 en noviembre. La pista es revirada y estrecha para estos monoplazas, aunque ofrece un par de puntos de adelantamiento al final de las dos rectas. Se espera a unos 30.000 aficionados en las gradas, si bien la normativa de accesos puede alterarse en función de la pandemia en caso de que hubiera restricciones en el país.