SUPERBIKE

SBK no para: ahora Portugal

Tras regresar en Jerez con doblete de Redding, el nuevo líder, el Mundial corre este fin de semana en Portimao. "Hay que dar un paso adelante", dice Bautista.

Scott Redding en Jerez.
ALVARO RIVERO DIARIO AS

Cinco meses sin competir seguro que se les hicieron eternos, pero los pilotos del Mundial de Superbike van a poder seguir saciando su hambre de carreras con un segundo fin de semana de acción consecutivo. Sin descanso. Al igual que su competición 'hermana', MotoGP, vuelven con doblete, pero para celebrar la segunda cita se han marchado de Jerez con destino a Portugal. El circuito de Portimao es el siguiente escenario al que la clase principal llega con un nuevo líder: Scott Redding.

Y es que a Rea y su Kawasaki les ha vuelto a salir un rival duro de pelar encima de una Ducati. Si el año pasado fue Bautista, ahora es el británico quien asume ese papel. Debuta en SBK, salió de Jerez con dos victorias (y un segundo puesto en la Superpole Race) y el liderato bajo el brazo. 24 puntos de ventaja tiene Redding respecto a Rea y dos más sobre Lowes, el anterior líder. Veremos como se desarrolla la pelea entre ellos en Portugal y si el siempre combativo Razgatlioglu se una a ella.

Quien, de momento, está lejos de esa lucha por las primeras posiciones un Bautista que lo mejor que se llevó de la prueba española fue el séptimo de la primera carrera. "Tenemos algunas ideas y veremos si funcionan una vez que lleguemos allí, puesto que Portimao es una pista desafiante que está llena de baches y tiene muchas ondulaciones, así que no será fácil. Pero tenemos que dar un paso adelante con respecto a Jerez", dice el talaverano, octavo en la clasificación con la Honda a 61 puntos de su moto de 2019.

Las otras categorías

Mejor les va a los españoles más destacados de SSP300 tras sus buenas actuaciones en el estreno de la categoría pequeña en Jerez. Unai Orradre ganó la primera carrera y Ana Carrasco fue segunda en la otra, unos resultados que les sitúan en la tercera y cuarta posición de la clasificación respectivamente, por detrás del turco Sofuoglu y del líder británico Booth-Amos. Manu González, el mejor español en Supersport, es octavo a 52 puntos del Locatelli.