Competición
  • Clasificación Eurocopa

F1 | SINGAPUR | CLASIFICACIÓN

Leclerc revienta las apuestas con una pole magistral en Singapur

Pole del monegasco en un circuito que debía favorecer a Mercedes. Hamilton saldrá segundo y Vettel, tercero. Gran Carlos Sainz, séptimo en Singapur.

Charles Leclerc (Ferrari SF90). Singapur, F1 2019.
ROSLAN RAHMAN

La última vuelta de Charles Leclerc en la clasificación fue, sencillamente, magistral. Bailando con todos los muros, rozando la tragedia en cada piano, volando entre chispas, “perdiendo el control hasta tres veces”. Le gusta el riesgo al genio monegasco que en cada fin de semana es menos revelación y más aspirante a todo. Pole increíble del Ferrari, sobre todo inesperada en un escenario que debía favorecer a Red Bull y Mercedes. El SF90 es otra cosa, ha llegado tarde al Mundial pero empieza a extraer todo el potencial que mostraba en febrero y siempre estuvo ahí, latente. Mientras el chaval de 21 años, que desprende talento en cada gesto, ya es quien más poles suma esta temporada.

La primera posición la tenía en sus manos Vettel, hubiera sido un buen golpe sobre la mesa, 'Seb' encabezaba el pelotón en el intento inicial y gestionó los neumáticos a la perfección, fue al límite (llegó a tocar un muro sin romper nada), estaba ‘on fire’. El premio parecía suyo, pero hubo error en la segunda vuelta, que ni siquiera completó. Se dirigía hacia el 'pit lane' cruzando los dedos, pero para entonces ya le habían superado Leclerc y Hamilton. "No sé de dónde han sacado ese ritmo, no debía ser uno de sus circuitos", dijo un sorprendido Lewis al final. Saldrá segundo, rodeado de coches rojos. Inquieto.

Verstappen fue cuarto y sus destellos finales no le dejaron tan lejos de la pole, a sólo seis décimas del milagro de Leclerc, así que Red Bull está más o menos donde se le esperaba. Tras él, Bottas, Albon y el tirano de la clase media este fin de semana, Carlos Sainz. Dominio constante, más cerca de Red Bull que de Renault, sólido séptimo el madrileño en busca de buenos puntos este domingo en un circuito que se ajusta al McLaren a la perfección y que le gusta a Carlos. Aquí, como en Mónaco, da lo mejor que tiene. Ricciardo, Hulkenberg y Norris, que voló de verdad en Q2 pero no tuvo ese acierto en la ronda definitiva, completaron el top-10.

Antes, en los cortes, no hubo grandes sorpresas. Pérez fue undécimo pero arrastra cinco puestos de clasificación por cambiar la caja de cambios, consecuencia de su golpe en el Libre 3. Giovinazzi ganó a Kimi, Gasly fue mejor que Kvyat y Magnussen venció a Grosjean. El francés, de hecho, celebró su renovación con Haas con un decepcionante 18º, sólo por delante de Williams y ciertamente lejos de quien le precedía, Stroll, que está abonado a la Q1. En Singapur es muy difícil cambiar el destino desde una posición de parrilla tan poco ventajosa. Aunque Ferrari y Leclerc ya han reventado todas las previsiones.