MOTOGP | GP REP. CHECA

Crutchlow gana con Rossi 2º y Márquez 3º; mal día de Lorenzo

El británico ganó su primer GP sobre el asfalto mojado de Brno. Rossi remontó hasta el 2º puesto; Marc, 3º, más líder gracias al derrumbe de Lorenzo, que acabó último (17º).

DORNA

Otra carrera de locos en MotoGP, con asfalto mojado aunque sin apenas lluvia, y rematada con un podio inédito gracias a la primera victoria en GP de Crutchlow, al que acompañaron en el podio Rossi y Márquez. El español es todavía más líder gracias a la espantosa carrera de Lorenzo, decimoséptimo, con vuelta perdida tras dos pasadas por boxes a cambiar de moto y apeado ya de la segunda plaza de la general, que ocupa El Doctor a 53 puntos de distancia de Marc.

La elección de neumáticos resultó absolutamente clave en el devenir de la carrera, porque desde la llegada de Michelin hay opción de elegir entre compuestos duros y blandos también para agua, y unos acertaron más que otros. Las Ducati oficiales y algunas satélites, por ejemplo, optaron por blando delante y detrás, lo que les permitió copar las cuatro primeras plazas de la prueba checa durante bastantes vueltas, con Iannone, Dovizioso, Redding y Barberá, pero la mayoría de ellos acabaron con problemas. Se les acabó el neumático delantero antes que a sus rivales y Dovizioso se fue largo, protagonizando después en boxes el cambio más lento de la historia, porque no quería volver a salir a la pista, pero al final lo hizo a petición de su equipo. Y a Iannone se le degradó tanto la goma delantera que pareció que explotara en una imagen de televisión, quedando relegado al final a la octava plaza. En el caso de Redding, su pérdida fue aún peor, hasta el decimoquinto puesto.

De esas cuatro Ducati, tan solo aguantó delante la de Barberá, aunque problemas de motor al averiarse su escape, con una raja en el colector en las últimas diez vueltas, le restaron mucha potencia. El valenciano al final firmó un meritorio quinto y tuvo que ceder ante pilotos que venían por detrás como un rayo, favorecidos por una elección de neumáticos más acertada. Bueno, todos no, porque Márquez fue capaz de acabar tercero con blando delante y detrás, que no era la decisión más acertada y se las apañó para aguantar.

Crutchlow remontó como un poseso hacia la victoria, la primera en la clase reina de un británico desde Suecia 81 (Barry Sheene). Lo hizo desde la decimoquinta plaza que ocupó en las tres primeras vueltas al salirle bien la apuesta de montar goma dura delante y detrás. Fue un alegrón enorme para el LCR Honda de Cecchinello y Cal, cuyo bebé Willow ya le ha traído dos podios. Muy poco antes de nacer fue segundo en Alemania, y ahora primero. Eso sí, aseguraba Crutchlow que para emociones fuertes la del nacimiento de su hija más que la victoria. Sólo él de los que corre ahora en MotoGP puede comparar.

Rossi, por su parte, escaló desde la decimotercera plaza que llegó a ocupar en la séptima vuelta hasta la segunda. En su caso, optó por el blando delantero y el duro trasero, sin que se le degradara tanto el delantero como a su compañero Lorenzo.

La carrera del campeón fue horrorosa, entrando a boxes para cambiar de mojado a seco cuando en su equipo no querían que lo hiciera y volviendo una vuelta después al box, donde le obligaron a seguir en la pista, esta vez con la moto de agua. Un auténtico caos para él del que se ha vuelto a beneficiar un Márquez que supo de nuevo minimizar daños con un tercero que le sabe a victoria. Su ventaja ahora es de 53 puntos respecto a Rossi y 59 con Lorenzo, con siete carreras por delante, 175 puntos en juego.