Estas leyendo

"Cuando todo acabe seré el Fernando de siempre"

Fórmula 1 | El bicampeón en 'El Larguero'

"Cuando todo acabe seré el Fernando de siempre"

"Cuando todo acabe seré el Fernando de siempre"

Alonso se mostró muy sincero y cercano en la entrevista que José Ramón de la Morena y el equipo de la SER le hicieron en Maranello. Habló de todo: su familia, su trabajo y lo que espera de la vida y las carreras

Su padre. "Es la persona más inteligente que conozco, muy listo"

"Mi padre me dice que no le nombre tanto. Él es muy listo, la persona más inteligente que conozco y sabe que estar en Ferrari es mucho más importante de lo que parece. Si discutimos no las tengo todas conmigo porque suele tener razón y cuando yo veo algo, él ya lo ha visto la semana anterior. Los dos somos fríos, pero también cariñosos".

Así funciona el simulador . "El cuerpo se vuelve loco y te mareas"

"Trabajar en F-1 al final es como ir a la oficina, te acostumbras. El simulador es muy real, con el sonido del F-1, las fuerzas que soportas en el cuello... Lo hacemos con el mono y el casco puesto, como si lleváramos el monoplaza y es como una batidora, al final acabas un poco mareado, es una pantalla en tres dimensiones. Llevamos el casco atado a unos muelles... El cuerpo se vuelve loco y te dan náuseas".

Su madre. "Ella es más cariñosa, más abierta, distinta"

"Mi madre es distinta a mi padre, pero también son complementarios y eso es bueno. Ella es más abierta, más extrovertida y mucho más cariñosa en muchos sentidos. Eso es bonito también. Lleva bien todo esto porque lo hago desde hace muchos años y está acostumbrada a verme poco, ya es algo automático para todos".

Un día en Maranello. "Me levanto a las ocho de la mañana"

"Me levantó a las ocho, desayuno y aproximadamente a las nueve de la mañana estoy en el simulador. En una jornada normal puedo estar hasta las tres de la tarde, es decir unas cinco horas trabajando duro para estar lo más preparado posible en el principio de la temporada. Después comida en 'Il Cavallino', un restaurante especial, y más tarde tenemos reuniones, la del otro día con Montezemolo fue especial, también sesiones de fotos o entrevistas. Una cena ligera y a descansar para estar preparado al día siguiente".

Amistad. "Necesito amigos a mi lado para poner cordura en mi vida"

"Tengo amigos muy fuertes desde pequeño y siempre necesito a mi lado a alguno para poner un punto de cordura en esta vida irreal que a veces llevo. ¿Mileuristas? Alguno hay que no tiene ni trabajo, éste que está aquí hoy por ejemplo, pero él encontrará trabajo porque sí, porque lo encontrará. No quiero que se rompa la pandilla de siempre".

Personal. "Soy más maduro y tranquilo que hace años, poco más..."

"Desde que llegué a Renault con 22 años al momento actual no he cambiado mucho. Las ganas, el ansia de ganar siguen siendo igual y como persona he dado el cambio de alguien de 22 a 28, como el resto de mis amigos. Soy algo más maduro, más tranquilo y sé diferenciar las cosas importantes de las que no lo son tanto. Seré el Fernando de siempre cuando todo esto acabe".

De rojo. "La primera vez que me vestí de Ferrari me vi muy raro"

"Mi primer sentimiento cuando me vestí de rojo por primera vez fue extraño. La verdad es que me vi raro, porque tantos años compitiendo contra ellos y ahora estar vestido así, fue raro sí, pero también sentí cierta emoción por todo lo que representa este equipo. También sentí cierta ansia por subirme al coche porque han sido muchos meses de espera. Ahora voy a luchar por ser campeón".

La victoria. "Quiero volver a sentir esa sensación, es como una droga"

"Este año estoy muy ilusionado, con muchas ganas de volver a ganar porque es un momento importante en mi vida profesional. Tengo 28 años, llegó a la mejor escudería del mundo y con muchas ganas de que salgan bien estos próximos años. Y a corto plazo, intentar ser campeón del mundo otra vez e intentar saborear la victoria, que una vez que la has probado es como una droga. Ganar siempre es una sensación maravillosa".

El secreto del difusor. "El aire genera agarre y de ahí, velocidad"

"El difusor siempre lo tapan los mecánicos para que el resto de los equipos no lo vean. Es uno de los secretos, porque mucho del agarre que tiene el coche lo genera ese difusor que está entre las dos ruedas de atrás. Funciona de tal manera que el coche va muy bajito y todo el aire que va por el suelo del coche sale por algún lugar, y con ese difusor sale de diferente forma y hace que el coche se pegue al suelo. Que agarre más o menos depende de cómo vaya el aire por debajo del monoplaza. Y a más agarre, más velocidad".

El Ferrari F10. "Es tan largo que no se ve el final, hay que poner los sensores..."

"Los monoplazas de F-1 de esta temporada son más largos que en la anterior, unos 20 centímetros aproximadamente. La razón fundamental es que el tanque de gasolina es más grande, ya que tenemos que aguantar toda la carrera sin repostar. Vamos, que para aparcar hay que poner los sensores de sonido porque no se ve el final del coche... El depósito queda a mi espalda y de ahí hasta el final también están el motor y la caja de cambios, con la tapa del motor por encima, un elemento aerodinámico muy importante. El alerón trasero apenas cambia este año y el delantero sí porque tiene muchos más detalles, está muy trabajado con pequeños apéndices por todas partes para hacer que el flujo de aire se distribuya por debajo del suelo y el doble difusor te pegue al suelo. Tengo ilusión también con el coche porque estoy en la mejor escudería del mundo. Incluso tengo un volante distinto sin tantos botones, antes tenían un botón hasta para el agua y creo que ahora con el actual vamos a vivir mucho más tranquilos durante la temporada".

También te puede interesar