Estas leyendo

Hamilton, Ferrari, Loeb y Seat recibieron sus títulos de campeones en Mónaco

Motor | Gala FIA

Hamilton, Ferrari, Loeb y Seat recibieron sus títulos de campeones en Mónaco

El británico Lewis Hamilton y el equipo italiano Ferrari, campeones mundial de Fórmula Uno de pilotos y Constructores, respectivamente, el francés Sebastien Loeb, ganador por quinto año seguido del de pilotos de rallys, y el equipo español Seat, recogieron hoy en Mónaco sus trofeos durante la gala anual de la Federación Internacional del Automóvil.

Hamilton, que este año se convirtió en el piloto más joven en ganar el título mundial de Fórmula Uno. señaló: "Este año ha sido muy especial en mi vida porque se ha hecho realidad un sueño que tenía desde que era niño y una ambición que nos ha llevado a mí y a mi familia a hacer un asombroso viaje", dijo el inglés. "Gané el título en la última curva de la última carrera, algo que me hace estar muy orgulloso. Hemos ido al límite en cada vuelta, desde Melbourne a Brasil. La determinación y el espíritu es lo que nos ha hecho ganar este título mundial", agregó Hamilton.

El brasileño Felipe Massa, subcampeón mundial, señaló que la temporada del 2008 "fue muy peleada y tuvo un asombroso final". "Podría tomármelo mal, pero yo prefiero mirar al futuro y ver las cosas de una manera positiva", dijo. El finlandés Kimi Raikkonen, campeón en 2007, recibió el trofeo por haber sido tercero en el campeonato y prometió regresar con más fuerza en el 2009; y Stefano Domenicali, jefe del equipo ferrari, recogió el trofeo de Constructores.

A la gala también asistieron los pilotos españoles Fernando Alonso, campeón de Fórmula Uno en 2005 y 2006, y Carlos Sainz, campeón mundial de rallys en 1990 y 1992. Sebastien Loeb recibió por quinto año consecutivo el trofeo de campeón del mundo de rallys, tras una temporada en la que logró once victorias parciales en las quince carreras disputadas, y que le confirmó con el mejor piloto de rallys de la historia. Los récords del alsaciano continúan con 47 triunfos totales.

El francés dio las gracias a su copiloto, el monegasco Daniel Elena -que se llevo el trofeo el mejor copiloto-, que le acompaña desde hace diez años. Y también tuvo palabras de agradecimiento a su equipo, Citroen, "que es el que ha hecho que todo esto sea posible". "No puedo destacar ninguno de mis cinco títulos. Todos ellos son especiales por diferentes razones. Este año se pensaba que iba a ser muy fácil para nosotros, pero tuve que librar muchas batallas. Espero que todo esto continúe el año próximo", señaló Loeb.

El director deportivo de Citroën, Olivier Quesnel, recogió el título de campeón mundial de constructores, el austríaco Andreas Aigner, el del Mundial de Producción, y el francés Sébastien Ogier, el del Mundial Júnior. Seat Sport también fue protagonista en una gala en la que el equipo español recibió los trofeos que le acreditan como dominador del Mundial de Turismos del 2008.

El francés Yvan Muller recibió el de ganador del título de pilotos y Jaime Puig, máximo responsable deportivo del equipo, recogió el trofeo de campeón del mundo de Constructores. "Ha sido una temporada fantástica. Tenemos un gran equipo. Creo que cuando haces algo diferente a los demás puedes ganar. Y éste ha sido el caso de Seat porque decidimos cambiar a un motor diésel. Estamos orgullosos de ser el primer constructor que se convierte en campeón del mundo con motores diésel", dijo Puig tras recibir el trofeo.

Etiquetado en:

También te puede interesar