Gaming Club
Regístrate
españaESPAÑAméxicoMÉXICOusaUSA
The 7th Guest VR

The 7th Guest VR

Review

Análisis de The 7th Guest VR para PS VR 2, un escape room aterrador del siglo XXI

Analizamos el remake de todo un clásico de las aventuras interactivas de los 90, ahora adaptado al realismo de la realidad virtual para PS5 y PC VR.

Actualizado a

Los escape room llegaron hace unos años para quedarse, una nueva forma de entretenimiento ideal para disfrutar con nuestros familiares y amigos en locales especialmente diseñados para la ocasión. Y como no podía ser de otra manera, los de ambientación terrorífica son los más demandados. Pero, ¿qué os parecería disfrutar de vuestra propia experiencia escape room en la comodidad de vuestro hogar? Esto es lo que pretende Vertigo Games con The 7th Guest VR, una reimaginación de todo un clásico de las aventuras interactivas de los años 90 como The 7th Guest, recordemos, de los primeros juegos en aprovechar el potencial del CD-ROM para poner en pantalla escenas reales digitalizadas. Veamos cómo le sienta la fórmula de la realidad virtual a este nuevo acercamiento a las mansiones encantadas para PS VR 2 en PlayStation 5 y dispositivos PC VR como Oculus Quest.

Una aventura VR de misterio sobrenatural

El objetivo de Vertigo Games con The 7th Guest VR no es otro que el de hacernos vivir la experiencia de explorar una mansión encantada como nunca antes se haya hecho. Todo ello gracias a la total inmersión que propone la realidad virtual, además de contar con una escenificación propia de una obra de teatro, incluyendo digitalizaciones de actores reales para su representación. Porque sí, The 7th Guest VR pretende recuperar la esencia del clásico de Trilobyte Games para ofrecer al jugador todo un escape room, casi una atracción de feria en la que sumergirnos completamente, incluyendo actores y actrices de carne y hueso; como en el original, aunque a través de un nuevo prisma.

Como no podía ser de otra manera, la trama de The 7th Guest VR es muy similar a la de los años 90, aunque convenientemente adaptada a la narrativa que permite la realidad virtual. En esta ocasión, somos un espíritu que ha quedado atrapado en la mansión del juguetero Henry Stauf -lo de nuestras manos translúcidas con los huesos a la vista es un puntazo- y debemos resolver una serie de enigmas y rompecabezas para descubrir la verdad tras los acertijos que el dueño de la mansión ha preparado para sus seis huéspedes. Y sí, hay un séptimo invitado, un niño que resulta ser la clave de todo...

Pero sin ofrecer más pistas de lo necesario sobre su argumento, pasemos a lo verdaderamente importante de The 7th Guest VR: su inmersión. Y podemos decir sin titubear que estamos ante una de las experiencias VR más satisfactorias hasta la fecha. Tanto es así, que la ambientación es verdaderamente asombrosa, hasta el punto de hacernos sentir que realmente nos encontramos allí. Podemos desplazarnos con mucha soltura gracias al stick derecho -incluso podemos esprintar-, mientras que la interacción con nuestro entorno y objetos de la casa es de lo más natural e intuitiva.

The 7th Guest VR PS VR 2 PS5
Ampliar

Sin llegar a resultar espeluznante o más terrorífico de lo necesario, The 7th Guest VR sí resulta inquietante en algunas ocasiones, sin escatimar en escenas sangrientas; eso sí, dada la naturaleza del juego, como si de una obra de teatro se tratara, no sentimos el peligro en ningún momento más allá de algún que otro susto. Por otro lado, la exploración con el farol es todo un acierto y nos invita a mirar en todos y cada uno de los rincones de la mansión. Gracias a su luz espectral podemos reconstruir objetos rotos, ver cómo era la mansión antes -en tiempo real- o descubrir secretos y pistas en sus diferentes estancias. Además, la posibilidad de ver cómo cambian los innumerables cuadros de la mansión a versiones estremecedoras de los mismos al alumbrarnos es tan adictivo como inquietante.

La aventura se basa en la exploración y la continua resolución de puzles en el interior de cada habitación, una para cada invitado. La gracia del asunto es que cada estancia -y sus rompecabezas- está adaptada a la personalidad de sus huéspedes, a los que iremos conociendo a través de visiones espectrales a medida que vayamos superando sus desafíos con sus voces genialmente interpretadas en inglés con subtítulos en castellano. Y si bien algunos puzles no sacan mucho provecho de la realidad virtual -podrían resolverse de forma tradicional con un pad-, otros resultan brillantes en su ejecución y nos meten de lleno en el papel. Es una auténtica gozada; una escalofriante gozada, por supuesto.

The 7th Guest VR PS VR 2 PS5
Ampliar

La aventura no es especialmente larga, puesto que la podemos completar en unas seis horas; algo más si pretendemos hacernos con todos los coleccionables y otros secretos. Además, su dificultad no es muy elevada, aunque algunos puzles sí se nos pueden atragantar más de lo necesario. Por suerte, equipamos una tabla de ouija que nos ofrecerá pistas clave o, directamente, resolverá los diferentes enigmas, aunque recomendamos estrujarnos un poco el cerebro para resolver cada rompecabezas con nuestro ingenio y lógica. Eso sí, la interacción manual con determinados objetos no termina de funcionar como debería en algunas ocasiones, entorpeciendo el ritmo y la forma en la que nos relacionamos con nuestro entorno; por suerte, solo en casos muy contados.

Conclusión

The 7th Guest VR ha llegado sin hacer apenas ruido y se ha convertido en una de las experiencias VR del año. Para ello cuenta con una fantástica y espeluznante inmersión en el mundo fantasmagórico que propone su apuesta por la realidad virtual, con una ambientación muy cuidada que nos hará vivir un escape room en toda regla. Se trata de una aventura pausada, donde la resolución de constantes puzles y rompecabezas de ingenio y lógica son el verdadero motor del juego. Con una puesta en escena fenomenal -en PS VR 2 ofrece una buena resolución, efectos de iluminación y partículas y una total interactividad con los mandos-, The 7th Guest VR se antoja como un juego de visita obligada para todo amante de la VR. Eso sí, debemos tener en cuenta su ritmo lento, su nula rejugabilidad y algún que otro desajuste a la hora de manipular ciertos objetos.

Lo mejor

  • Su espeluznante ambientación lo es todo
  • Puesta en escena con actores y actrices reales
  • Rompecabezas de ingenio y lógica muy interesantes

Lo peor

  • Oportunidad perdida con algunos puzles para VR
  • Interacciones virtuales, en ocasiones, algo toscas
  • Nula rejugabilidad
7.8

Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas. Cómpralo sin miedo.

Normas