Contenidos, mecánicas...

Dragon Ball Fighter Z y lo más difícil: el segundo año

El título de ArcSystemWorks y Bandai Namco anunció haber superado los tres millones de ventas, nuevos contenidos descargables y apoyo para su segundo año. ¿Qué nos depara el futuro del título?

Dragon Ball FighterZ ha venido para quedarse. Cuando en el E3 de 2017 se nos anunció un juego de lucha 2D de los creadores de BlazBlue y Guilty Gear, las expectativas se elevaron al máximo, sobre todo para los amantes de los juegos de lucha. Cuando lo pudimos probar, estábamos en lo cierto: Goku venía para tomarse muy en serio lo de competir en la comunidad. Un modelo radicalmente distinto al que había triunfado dentro de la franquicia con Tenkaichi a la cabeza. Un formato que ha resultado ser de récord para la marca: más de tres millones de unidades vendidas, el juego con más inscripciones en el EVO y top de visualizaciones en la final del evento más importante del género. Pero ahora viene el segundo año. Lo más difícil todavía.

Todo parece indicar que FighterZ no tendrá secuela, al menos a corto plazo. El modelo de los juegos de lucha está variando, y lo que hace una década era nuevas entregas remozando lo anterior, ahora se enfoca al modelo de juego-servicio, con una base que se amplía, cambia y evoluciona con el tiempo. Es la fórmula de Street Fighter V, es el camino que tomó Killer Instinct y es por donde van los tiros con Tekken 7 y su segunda temporada de DLC. Dragon Ball FighterZ no será menos, y ya se ha anunciado que vendrá otra tanda de personajes descargables para el próximo año. A esto, añadimos lo que parecía inevitable: edición Deluxe anunciada en Japón con todos los personajes extras en un mismo pack con el juego.

El éxito competitivo de FighterZ está fuera de toda duda, siendo el reclamo en los grandes torneo de todo el mundo y con un World Tour que ha captado la atención de los profesionales. Una vez termine esta ruta, será el momento de hacer balance. ¿Puede ser otra vez el líder de inscripciones en el EVO? ¿Habrá otro circuito en camino? Dependerá y mucho de las líneas maestras que se tracen para 2019. Y, sobre todo, las decisiones que se tomen.

Cambio y evolución de mecánicas de juego

A nadie se le escapa que ArcSystemWorks es proclive a modificar y retocar su propuesta jugable en los grandes títulos que saca al mercado. Con Dragon Ball FighterZ se ha conseguido algo muy complicado: acercar el juego tanto a los neófitos como a los profesionales. Y se ha conseguido gracias a unas mecánicas sencillas, a la simplificación de varios elementos y a, también, dotar de herramientas al pro-player para poder profundizar en lo que nosotros definimos como una puerta de entrada enorme, como nunca antes a un anime-fighting, pero repleto de secretos por explotar. Ante esto, y teniendo en cuenta que como más barreras se pongan, más inaccesible se hace el juego, repasamos con Sharin, co-fundador de BCN Fighters y miembro del equipo Vodafone Giants, qué puede retocarse en el futuro inmediato del juego.

Super Dash. “Ahora mismo creo que a nivel alto, el super dash define demasiado la estrategia del juego; termina siendo una herramienta que se utiliza en todas las situaciones, y define la partida”, relata Sharin, que considera que “necesita un retoque: que no sea tan rápido, peor hitbox, en definitiva que tenga un riesgo mayor a la hora de usarse”. Una opción sería facilitar el anti aéreo para contrarrestarlo, añade.

Super de nivel 3 igual para todos. Sharin considera que el hard knockdown de los Super de nivel 3 deberían equipararse entre ellos. “No puede ser que unos personajes te saquen situaciones de 50/50, como Bardock, A18 o A16, y otros como Goku o Vegeta se quedan en la otra punta de la pantalla”. Para él, son las dos mecánicas actuales que tocaría.

Más assists. El assist es una de las mecánicas clave del juego. Los personajes suplentes aparecen un momento y realizan algún movimiento. Por norma, definen la composición del equipo ya que son herramientas básicas para crear sinergias entre los tres personajes. En este caso, una de las propuestas para ASW es “darle más assist a los personajes; que cada uno tenga un par para elegir”. Es algo que ya pasa en otros juegos por equipo y que permite profundizar en la creación de nuevos equipos. “Ahora mismo hay muchos personajes buenos que no se cogen porque el assist es malo, y eso hace que personajes como Goku, Yamcha o Vegeta estén en muchos equipos”. Para Sharin, daría “mucha variedad”, y considera que se echan en falta más ‘beam’ (el Kame de Goku y Black) que permitiría que personajes como Krilin fueran más viable en nivel alto.

Naturalmente, hay otros aspectos que deberán ser objeto de repaso, empezando por otro parche de personajes (Bardock y A16 los primeros que deberían pasar por la enfermería), o replantear si mecánicas como el sparking o el Dragon Rush necesitan cambios, aunque en este caso Sharin no los considera necesarios.

El metajuego y Dragon Ball competitivo

Han pasado más de diez meses desde que Dragon Ball FighterZ salió a la venta, y como es habitual el metajuego ha ido evolucionando a medida que la comunidad ha ido sonsacando todo aquello que no se ve en los primeros meses. “Actualmente la presión con Super Dash es muy fuerte si tienes un assist que acompañe, y el juego está muy centrado en esto para meter en bloqueo al otro y presionar y, claro está, matar. El meta va alrededor de equipos que tengan manera de responder al Super Dash, como Hit, o de explotarlo. De ahí los cambios que muchos esperamos”, sentencia Sharin, que cree que el juego ha cambiado de la primera parte del año antes del parche de verano.

En este punto, la opinión de Shanks, actualmente el mejor jugador de España y uno de los mejores de Europa, considera que “el título habría evolucionado sin parche”, y que el desarrollo actual del metajuego será hasta el posible parche “para finales de enero, cuando acabe el World Tour”. Y advierte: “Tengo dudas sobre si veremos cambios de mecánicas generales o solo reequilibrio de plantilla y nuevos personajes: ASW tiene un historial de hacer cambios profundos en sus juegos, veremos si aquí también”.

Shanks celebra la buena salud del título a nivel competitivo, con un “Sonicfox que domina desde antes del EVO y Kazunoko un peldaño por detrás, esperando a volver a ver Go1 que ha estado fuera del radar de torneos durante un tiempo”. Para el jugador español, Dragon Ball FighterZ “tendrá apoyo después del World Tour, que está funcionando bien, con un segundo season pass y seguramente una nueva edición del torneo”, que eso sí pide que sea “más ambicioso”.

FighterZ y la comunidad española

El título de Bandai Namco ha dado un impulso a la comunidad española que en los años recientes seguramente solo se puede equiparar a lo que sucedió con Street Fighter IV. Esto se debe a muchos factores. El primero, la ya mencionada accesibilidad de inicio a nivel de mecánicas y propuestas, proclive a permitir al jugador aprender y avanzar sin la complejidad de juegos como BlazBlue o Guilty Gear. El segundo, el fenómeno Dragon Ball, universalmente conocido pero con una penetración en España fuera de toda duda. Crecimos con Goku, vivimos con él y si nos ponen ante nosotros un juego tan fiel a nivel visual como este, nos sentimos irremediablemente atraídos.

“Ha habido un boom en los Fighting Games con el juego, con muchos proyectos como torneos, streamings o el nacimiento de BCN Fighters con Sharin a la cabeza”, describe Shanks, que también forma parte de uno de los fenómenos recientes como es Villa Jueguito, un talk show sobre juegos de lucha que ha irrumpido con fuerza en Twitch. “Todo esto es genial porque mucha gente nueva se está interesando por el género”, apuntilla.

Y de hecho, es así. Arkham Team (y luego BCN Fighters) arrancó hace meses el Dragon Rush, un torneo por paradas durante todo el año con gran final para diciembre donde los jugadores se enfrentan en los sets ubicados en el Movistar Center de Barcelona. Las primeras ediciones se movieron alrededor de los 50 jugadores. La sorpresa, o no, es que pasado verano el fenómeno siguió creciendo, con récord de participantes en septiembre (más de 120) y con cerca de 100 en octubre. Una demostración que el juego ha calado y que todo lo que se está generando a su alrededor, no podemos olvidarnos del creador de contenido Jin que hace una cobertura extensa y entretenida del título desde su salida (y vencedor del torneo online de Meristation organizado meses atrás), con números más que atractivos de seguimiento, va en una misma dirección: los juegos de lucha existen. Otro ejemplo del potencial de la comunidad está en el Sonic Boom organizado por Madrid FGC, que además de acoger el Capcom Pro Tour de Street Fighter V, movilizó más de 80 inscritos en Dragon Ball con un invitado estrella: Go1, el mejor del título hasta el ‘sorpasso’ de SonicFox poco después.

Para Shanks, el nivel español “está creciendo” y cada vez “somos más los que nos movemos en torneos europeos; ahora solo aflta demostrar que podemos estar entre los mejores”. Aquí entra el hecho que Vodafone Giants haya decidido apostar poe los fighting games fichando a Shanks, Sharin y Fasoll para su equipo. “Es una oportunidad para crecer, competir fuera de Europa y enfrentarme a la élite del juego”, explica.

¿Qué personajes esperamos ver?

El espectro de luchadores de Dragon Ball FighterZ puede crecer hasta el infinito, si se lo propone. En todo caso, para más de 150 como tenía Tenkaichi 3. El anuncio de nuevos luchadores para los próximos meses ha disparado la lista de deseos y la rumorología. Los nombres que parecen más propicios son los que el mismo dataminder que filtró el primer pase de temporada. Y que apunta a estos: Goku Ultra Instinto, Jiren, Goku SSJ4 y Gogeta. El mismo Vergeben apuntó que este segundo Season Pass, según sus fuentes, no tendría por qué estar limitado a ocho personajes como el primero.

Teniendo en cuenta que hasta el momento se han sacado parejas de personajes, no es descabellado dejar volar la imaginación. Goku UI con Jiren es una evidente (y que salió en Xenoverse 2). Un némesis de Goku SSJ4 puede ser el propio Vegeta SSJ4 o alguno de los villanos de GT, como Baby Vegeta u Omega Shenron. Sobre Gogeta, el moveset que puede ofrecer Janemba es simplemente imbatible. Todavía quedan huecos por rellenar. El nuevo Broly de la película, personajes de Super que han encajado bien en la comunidad como Kefla o Toppo y el recurrente sueño -pocas veces cumplido- de echar la vista atrás hacia Dragon Ball: Mutenroshi, Goku pequeño, Chichi y tantos otros.

FighterZ y el jugador single player

Más complicado parece el encaje del jugador single player en la ecuación de los próximos juegos de Dragon Ball FighterZ. Se ofreció una campaña de 10 horas de duración, que no convenció por varios motivos a pesar de la longevidad de la misma, y algunos modos habituales en el género. Pero no parece más allá de gameplay, apuesta competitiva y nuevos personajes se piense en este perfil de jugador que, dicho sea de paso, fue el que provocó el ‘boom’ de los primeros días (incluido el pico récord de jugadores simultáneos en Steam para un juego de lucha). La edición Deluxe -de momento para Japón- incorporará un nuevo modo de juego llamado Tenkaichi Budokai, donde se podrá competir con distintas normas, y una Z Trophy Room para coleccionar estos trofeos, así que faltará ver si esto, con algo más, llama la atención del jugador que no quiere saltar al ruedo online de manera competitiva.

Sea como sea, Dragon Ball FighterZ ha llegado para quedarse. El éxito del título demuestra algo que siempre se defendió, y no es otra cosa que Goku también puede reinar en la lucha competitiva. Ahora falta ver donde nos llevará el segundo año del actual rey del género.

Dragon Ball FighterZ

Dragon Ball FighterZ, desarrollado por Arc System Works y editado por Bandai Namco para PC, PlayStation 4Xbox One y Switch, es un nuevo título de acción y lucha de los creadores de sagas como Guilty Gear o BlazBlue, con combates de 3 contra 3 y con mecánicas basadas en las 2.5D. Permite a los jugadores entrenar y manejar el estilo de más de un jugador, con lo que se consigue una jugabilidad más profunda. El juego combina el poder del motor Unreal y el talento del equipo de Arc System Works. Disfruta de combos en el aire, escenarios que se pueden destruir y escenas famosas del anime de Dragon Ball a una resolución de 1080p y 60 fps.

Dragon Ball FighterZ