IRONMAN

Kristian Blummenfelt y Kat Matthews hacen historia en el Ironman

El noruego y la británica se convirtieron en el primer hombre y en la primera mujer en la historia en bajar de las siete y ocho horas de la competición respectivamente.

0
El triatleta noruego Kristina Blummenfelt llega a meta tras bajar de las 7 horas en el desafío de triatlón Sub7Sub8.
Pho3nix Foundation

El triatleta noruego Kristian Blummenfelt y la triatleta británica Kat Matthews han hecho historia este domingo al convertirse en el primer hombre y la primera mujer en la historia en bajar de las siete y ocho horas respectivamente para completar una de las competiciones deportivas más exigentes del mundo en el evento Sub7Sub8 celebrado en Alemania

Este hito supone la última gran hazaña para Blummenfelt en unos 12 meses en los que el triatleta noruego de 28 años se ha proclamado campeón olímpico de triatlón, campeón del mundo de triatlón y campeón del mundo de Ironman, y que ahora además es el primer hombre en completar un Ironman en menos de 7 horas al lograrlo en 6:44:26.

Para lograr esta hazaña Blummenflet tuvo que remontar los 48 minutos que tardó en completar los 3,8 kilómetros a nado (se esperaba que lo hiciera en 45). En el tramo en bici de 180 kilómetros, Blummenfelt rodó en 3:24:22, casi 25 minutos por debajo del tiempo previsto. Y en los 42,2 kilómetros a pie, Blummenfelt los completó en 2:30:50 minutos (se esperaba que lo hiciera en 2:25:00) para detener el crono en 6:44:26 y hacer historia. Blummenfelt no fue el único en bajar de las siete horas, ya que el inglés Joe Skipper completó el recorrido en 6:47:37.

El propio Blummenfelt analizaba así este hito histórico. "Ha sido duro pero lo hicimos. Han sido dos años de planificación junto a mi equipo. Es crucial tener un gran equipo para ver que juntos hemos hecho una gran actuación. Llevé un buen ritmo y mantuve las calorías, pero también pasé dificultades porque tenía calambres tras los 10 kilómetros a pie por el trazado en bicicleta. Sentí el esfuerzo de la bicicleta en el tramo a pie, pero ha sido una carrera increíble".

Blummenfelt no fue el único que hizo historia en Dresde, ya que la británica Kat Matthews se convirtió en la primera mujer en bajar de las 8 horas en un Ironman con un registro de 7:31:54. Matthews no fue la única mujer en conseguirlo, ya que la suiza Nicola Spirig también superó esta barrera al parar el crono en 7:34:19.