GOLF | PGA CHAMPIONSHIP

Dolor y honor para Tiger

El estadounidense se retira por primera vez de un grande con su peor ronda en el PGA Championship, pero con el respeto, una vez más, del mundo del golf.

0
Tiger Woods sufre y se retira tras su peor ronda en el 'major'
Michael Madrid USA TODAY Sports

Tiger Woods se dio un baño de masas en Augusta, el pasado mes de abril. 408 días después de su grave accidente de coche, que le provocó una fractura abierta de tibia y peroné en su pierna derecha, el ganador de 15 'majors' volvía de forma milagrosa. Se había dejado ver antes, en diciembre, en el PNC Championship de Orlando, junto a su hijo, pero competir en un grande parecía puerto de categría especial. Hasta para él. "Todavía me queda un largo camino", admitía. Lo acortó e ilusionó. Sobre todo, en una primera jornada en la que arrancó con cinco pares seguidos y desató la locura con su primer birdie, en el sexto hoyo. Terminó el día bajo par y lo confirmaba: el tigre volvía a rugir.

En Georgia, cientos de personas acompañaron, hoyo a hoyo, a Woods en su vuelta; en Southern Hills, la comitiva, de otros rostros, seguía presente y ayer, cuando se confirmó su retirada del PGA Championship, le brindó un enorme aplauso. Tiger, que no se había retirado nunca de un grande jugando como profesional (sí en el US Open de 1995, como aficionado) firmó su peor ronda en el torneo estadounidense (79 golpes), pero fue lo que menos importó. En el segundo grande tras su regreso, el dolor, enorme y presente de nuevo, se convirtió en honor. Pese a la peor ronda y pese a una ristra de datos que, para cualquier otro jugador, se interpretarían de otra forma.

Antes del anuncio del presidente del PGA of America, Jim Richerson ("Tiger Woods nos ha informado que se retira del PGA Championship 2022"), la leyenda estadounidense firmó cinco bogeys consecutivos en un 'major' por segunda vez en su carrera. Para encontrar la primera, toca remontarse a 1996, a la jornada inaugural del US Open. En el cómputo de todas sus participaciones en grandes, los 79 golpes, además, supusieron su tercera peor ronda en torneos de dicha entidad, sólo por detrás de los 81 del British Open de 2002 y de los 80 del US Open de 2015. Según datos de ESPN Stats & Information, yendo más allá, Woods ha disputado 321 rondas en 'majors' desde 1995 hasta 2020, con sólo cinco puntuajes de 78 golpes o peor; tres de ellos, se han dado en siete rondas de este año.

Datos y datos que se diluyen entre el respeto. "Tengo dolor, eso es un hecho", admitía Woods al dar por concluida su participación. Las condiciones climatológicas, con lluvia y mucho viento, castigaron aún más a un jugador que, más allá del accidente, arrastra cinco operaciones de rodilla y otras tantas de espalda. "Sientes pena por él teniendo que pasar por esto. Pero, de nuevo, también ves el tipo de persona que es, que supera todo y se esfuerza por superar el dolor. No es fácil ver a alguien como él tener que pasar por esto y luchar así", le elogiaba su colega Shaun Norris. Y Tiger está preparado para seguir luchando. Tras Augusta, confirmó su presencia para el US Open (del 16 al 19 de junio). Sigue en pie.