NFL

Incombustible Brady

El quarterback de los Buccaneers (44 años), poseedor de siete anillos de la Super Bowl, es el primer jugador en dar 600 pases de touchdown.

0
Incombustible Brady
Mike Ehrmann AFP

Tom Brady es historia del deporte. El quarterback de los Buccaneers y símbolo de los Patriots no cesa en su voracidad reventando récords en la NFL. El californiano de 44 años, la leyenda que dificilmente es discutible como GOAT del fútbol americano, sigue poniendo su nombre en listas junto a hitos que probablemente no sean superados nunca. El último, convertirse en el primer mariscal de campo que alcanza los 600 pases de touchdown. Ante los Bears de Chicago, Brady superó esa marca y la dejó en 602 en la victoria de Tampa Bay por 38-3. Para poner en tesitura la cifra hay que pensar que los siguientes en la lista, todos retirados, son Drew Brees (571), Peyton Manning (539) y Brett Favre (508). Y el primero aún en activo, además de Brady, es Aaron Rodgers (38 años), de los Green Bay Packers, con 427.

"Los números son asombrosos y probablemente nunca se batirán. Cuando ves entrenar a Tom todos los días, no ves la edad", asegura Bruce Arians, entrenador de los Buccaneers. El ganador de siete anillos de la Super Bowl y que suma 81.479 yardas en su carrera está en camino de mejorar los 51 pases de touchdown que tiene como mejor cifra en una temporada. Brady es un gigante que aspira a seguir jugando aún muchos años mantiene a su equipo esta temporada con 6-1 y son firmes aspirantes a revalidar el título. Todo lo contrario que el llamado a sucederle, Patrick Mahomes (26 años), que está pasando por su peor momento desde su prodigiosa irrupción en la liga ya que los Chiefs llevan más derrotas que victorias este año.

Tampa Bay Buccaneers v Philadelphia EaglesTom Brady

En el partido ante los Bears, Brady aumentó más su miticidad al enfrentarse al novato Justin Fields (22 años), la mitad que Brady, lo que convierte la distancia en la diferencia de edad más grande entre los quarterbacks titulares de un partido oficial de la NFL. Como siempre, Brady mostró su humildad al finalizar el encuentro: "No hay nada sobre este deporte que hagas solo. Es el mejor deporte de equipo. Te desafía física, mental y emocionalmente, todas las semanas, en todos los entrenamientos.Se necesita el 100% de lo que tienes todos los días para salir y tener éxito. Estoy agradecido de tener compañeros de equipo y entrenadores increíbles. Poder hacerlo durante el tiempo que tengo es realmente una bendición increíble en mi vida".

Por último, Brady también volvió a sacar su lado más humano al reparar en un pequeño aficionado que en la grada sostenía un cartel que ponía: 'Tom Brady me ayudó a vencer al cáncer cerebral'. El quarterback se quedó con el sitio donde está sentado el fan y al acabar se acercó para saludarle y regalarle una gorra firmada ante las emotivas lágrimas del niño. Otro gran gesto de la leyenda.