GOLF | ESTRELLA DAMM ANDALUCÍA MASTERS

Valderrama funde a Rahm

El vizcaíno, derrengado, falla el corte en el Andalucía Masters con +10. Cabrera Bello resiste en un mal día y está a cuatro del francés Langasque, líder con -4.

Valderrama
0
Rahm Valderrama 2021
Angel Martinez Getty Images

Dicen que las malas vienen todas juntas y a Jon Rahm le han salido dos de las peores vueltas de su carrera en el European Tour en las dos primeras jornadas del Estrella Damm N. A. Andalucía Masters. Si el jueves firmó un +7 que comprometía su presencia el fin de semana en Valderrama, este viernes hizo +3 para +10 en total. Por tercera vez en 18 torneos regulares del circuito europeo, no pasó el corte.

El revulsivo que necesitaba Rahmbo, un buen comienzo saliendo esta vez por el uno, no llegó. En su lugar, un bogey de entrada. Más piedras a la mochila. En el tercero se cargó con otro golpe. Ya en +9, con el corte proyectado en torno al +5 (acabó igual), lo improbable se tornó imposible. Y para colmo, lo que podría haber sido un punto de inflexión, birdie al 5, el primero del torneo para él, tuvo un giro de guion maquiavélico a continuación. Falló el green en el par 3 del 6 y su salida desde el bunker acabó con la bola de nuevo a sus pies. La gestualidad viró entonces del hartazgo a la pura resignación.

A su lado Cabrera Bello y Fitzpatrick encendían fuegos artificiales. Solidísimo el canario hasta el 8, al que llegó con -2, a partir de ahí se diluyó: entre ese y el 10 le cayeron siete bogeys (incluida una bola al agua en el 17), parcialmente corregidos con birdies al 11 y 16. Al final, +3 para par y a cuatro del líder, el francés Langasque. En un campo como Valderrama, la distancia le deja margen de sobra para soñar con una segunda victoria consecutiva.  

En cuanto a Fitzpatrick, que venía de un topetazo importante en la Ryder (perdió los tres partidos que jugó para un récord de cinco derrotas en dos apariciones), encendió a un público algo apagado embocando desde el bunker en el 7. Un doble bogey en el último le dejó con -3 para -3. Candidatura seria. Como la que presentó el inglés Laurie Canter, un hombre que tiene golf para meterse en el club de ganadores (es el 29º en la Race to Dubai). Este viernes selló un -6 brutal  para -3 en el acumulado y se dio una gran oportunidad de estrenar palmarés el domingo.

Entre el resto de la Armada siguen en la pomada Cañizares, -2 para -2; Sebas García, par para +1; o Larrazábal, +1 para +1. Algo más lejos, pero con mucho terreno por delante, Campillo, con par para +2; Fernández-Castaño, con un vueltón de -3 para +3; Otaegui, +1 para +3; Elvira, +3 para +4; Quirós, +2 para +4; y Tarrío, +2 para +5. De la Riva (+7), Javier Ballesteros (+11), Anglés (+14) y Arnaus (+15) dijeron adiós.

Por su parte Rahm mantuvo el tipo en los nueve últimos, que jugó en -1, y se despidió con +10. Después se reconoció fundido: "Es la primera vez en mi vida que no quiero ver un palo de golf". El extraterrestre a veces es humano. Ahora le toca un merecido descanso, ya solo con la final de Dubái en el horizonte. Va tercero en la Race y puede ganar el circuito por segunda vez. Si la pandemia y las circunstancias del momento no lo desaconsejan, aseguró que estará en Jumeirah. El asalto definitivo a Valderrama tendrá que esperar al menos un año más.

 Consulta aquí las clasificaciones completas del Estrella Damm Andalucía Masters.