MONTAÑISMO

El último hito de Nirmal Purja: subió el K2 sin oxígeno artificial

El montañero nepalí, uno de los 10 nepalíes que holló la cima del K2 por primera vez en invierno, reveló en un post que hizo la ascensión sin oxígeno suplementario.

Nirmal Purja posa con una bandera con los colores de Gran Bretaña y Nepal tras coronar el K2 en invierno sin oxígeno artificial.
Twitter @nimsdai

El mundo del montañismo logró un hito histórico este sábado cuando 10 montañeros nepalíes lograron hacer cima en el K2 por primera vez en invierno en una noticia donde hubo que lamentar la muerte del español Sergi Mingote mientras regresaba al campo base.

Entre esos 10 montañeros nepalíes se encontraba Nirmal Purja, que logró ascender los 14 'ochomiles' en seis meses y seis días. Purja agrandó aún más su leyenda con este hito y el mérito es aún mayor después de que el propio montañero diese más detalles sobre la expedición.

Una de las dudas que había sobre la ascensión de Purja era si el nepalí había realizado la ascensión con oxígeno artificial o no. "Esta vez fue una decisión difícil escalar con o sin O2. A causa de las condiciones climáticas no me había adaptado correctamente y solo pude dormir a la altura del campamento, cuando se necesita dormir o alcanzar el campamento 4 antes de ir a la cima. La seguridad de mi equipo es y siempre ha sido mi máxima prioridad. He liderado con éxito 20 expediciones y todos los miembros de mi equipo regresaron como vinieron, sin perder los dedos de la mano y de los pies", argumentó Purja.

Fue entonces cuando el montañero confesó que había hecho la ascensión al K2 sin oxígeno artificial. "Esta vez calculé el riesgo y seguí adelante sin oxígeno suplementario. La confianza en mí mismo, el conocimiento de la fuerza de mi cuerpo y la experencia de haber escalado los 14 'ochomiles' me permitió seguir el ritmo del resto de los miembros del equipo y liderar la expedición. ¡TRABAJO HECHO, ¡K2 EN INVIERNO SIN OXÍGENO SUPLEMENTARIO!" relató Purja, que sigue haciendo historia en el mundo del montañismo a la espera de nuevos desafíos.