BARRANQUISMO

Suspendida la búsqueda del barranquista español desaparecido en Suiza

Las labores de búsqueda del barranquista que acompañaba a otros tres compañeros fallecidos se suspendieron este viernes a causa de la lluvia caída en la zona.

Imagen del cañón de Parlitobel en Suiza, donde tres barranquistas españoles han fallecido y uno de ellos continúa desaparecido.
GIAN EHRENZELLER EFE

La búsqueda del barranquista español desaparecido el miércoles 12 de agosto en un accidente en Suiza donde fallecieron tres de sus compañeros se suspendió este viernes a causa de la lluvia, informó el portavoz de la policía local, que consideró poco probable que este cuarto deportista sea hallado con vida.

Las labores de salvamento se han interrumpido por cuestiones de seguridad y se reanudarán en grupos reducidos, subrayó el portavoz Florian Schneider, citado por la agencia suiza ATS.

Los tres fallecidos procedían de Navarra (norte de España), aunque el desaparecido es de Bilbao (País Vasco), de acuerdo con informaciones del gobierno navarro.

Los cuatro turistas, todos hombres de entre 30 y 48 años y con amplia experiencia en el descenso de barrancos, fueron arrastrados por el agua y las rocas durante una fuerte tormenta cuando se encontraban en la garganta Parlitobel de la localidad de Vattis, en el cantón suizo de San Galo (este del país).

Los tres cadáveres fueron encontrados en la noche del miércoles al jueves en el embalse de Gigerwald, y durante todo el día de ayer continuó la búsqueda del cuarto barranquista, con la participación de submarinistas, perros y varios helicópteros.

Las zonas alpinas de Suiza son un destino frecuente para los amantes del barranquismo, deporte de riesgo, y son también habituales los accidentes relacionados con esta práctica en el país centroeuropeo.

El peor de las últimas décadas se produjo en 1999, cuando 18 deportistas y tres guías de Australia, Sudáfrica, Nueva Zelanda, Reino Unido y Suiza murieron en una riada cuando hacían barranquismo en el cañón de Saxetbach, en la turística zona de Interlaken (centro del país).

Luto en Navarra por los barranquistas fallecidos

Las localidades navarras de Allo y Uharte Arakil, de las que son naturales dos de los tres barranquistas fallecidos en Suiza y el que permanece desaparecido, continúan consternadas por el suceso.

Tres turistas procedentes de Navarra, uno de ellos vizcaíno, pero asentado en la Comunidad Foral, fallecieron el miércoles y un cuarto está desaparecido tras sufrir un accidente cuando practicaban barranquismo en las gargantas de Parlitobel, en el cantón suizo de San Galo, informaron las autoridades de la zona.

La búsqueda de este último ha sido suspendida por la lluvia, según ha informado este viernes el portavoz de la policía local, que ha considerado poco probable que este cuarto deportista sea hallado con vida.

En Suiza, junto con las dos mujeres que integraban el grupo y que no entraron en el cañón, se encuentra otro joven de Allo, quien llegó más tarde a la zona y que por tanto no pudo participar en el descenso.

Las noticias se están recibiendo en Allo con "mucha tristeza", ha asegurado a Efe la alcaldesa de la localidad, Susana Castanera, quien ha señalado que continúan "consternados", puesto que el suyo es un municipio "muy pequeño" y se conocen todos, por lo que se vive lo sucedido de "manera muy intensa".

Es un "momento muy difícil" ha remarcado la primera edil del Consistorio que decretó este jueves siete días de luto oficial, suspender los actos oficiales y hacer ondear las banderas con un crespón negro en señal de luto.

Las muestras de pesar se repiten en la localidad de Uharte Arakil, cuyo Ayuntamiento, a través de un comunicado, ha expresado "la consternación que la mala noticia ha causado" en este pueblo.

Además de expresar su "más sentido pésame, apoyo y cariño" a la familia de su vecino fallecido y a las de quienes les acompañaban, se ponen a su disposición, al igual que el Ayuntamiento de Allo, el Gobierno de Navarra y la Delegación del Gobierno, para lo que necesiten.

"En estos duros momentos estamos con vosotros y os hacemos llegar un gran abrazo", concluye.