AJEDREZ | MAGNUS CARLSEN TOUR

Nakamura pasa a la final y Carlsen cobra ventaja ante Ding

El estadounidense tumbó al ruso Daniil Dubov 3-0. Carlsen brilló en su tercer encuentro contra el chino y puso el 2-1 en la otra semifinal.

Magnus Carlsen 2020
ANTON VAGANOV REUTERS

El estadounidense Hikaru Nakamura, número uno mundial en ajedrez relámpago, alcanzó la primera plaza de finalista en las Finales del Magnus Carlsen Tour (MCT) al batir al por tercera vez al ruso Daniil Dubov, y el campeón mundial, que presta su nombre al circuito, cobró ventaja de 2-1 sobre el chino Ding Liren después de arrollarlo por segundo día consecutivo.

Ding, que inopinadamente había ganado a Carlsen el primer "match" y había sido aniquilado al día siguiente, confiaba en recuperar sus primeras sensaciones en el tercer asalto, pero se encontró con un Magnus intratable que sólo le concedió un respiro en la primera partida, una india de rey que acabó en tablas.

En la segunda, con blancas, y en la tercera con negras, el campeón mundial administró severas palizas a su contrincante en las variantes Najdorf de la Siciliana. Carlsen fue multiplicando sus amenazas en el segundo juego hasta que la posición negra se derrumbó. El noruego no vio un remate contundente, pero infligió al chino una muerte lenta.

En la tercera, Carlsen montó con negras un ataque imparable, con sus dos alfiles apuntando en grandes diagonales al enroque largo del rey blanco, que recibía la presión añadida de la máquina dama-torre combinadas. Ding se rindió en 29 movimientos, perdió el segundo encuentro por el mismo marcador (2,0 a 0.5) y ya está abajo (2-1) en la eliminatoria, que puede acabar mañana si Carlsen vuelve a ganar.

Nakamura sentenció la otra semifinal por la vía rápida. Tres encuentros y tres victorias del norteamericano le metieron directamente en la gran final del Magnus Carlsen Tour. El "match" había empezado como el del lunes, con dos tablas, pero Naka tomó la delantera en el tercer juego, derrotando con negras al ruso en una inglesa. El estadounidense ganó un peón y, en un final de torre y caballo, llevó su pequeña ventaja hasta la victoria.

Como en el encuentro anterior, Dubov se veía obligado a ganar la cuarta para prolongar la lucha, pero esta vez con negras. En una clásica Siciliana Naka introdujo una preparación con 15.c4 y Dubov se inmoló con un ataque desmadejado que el norteamericano castigó con maestría. Este miércoles, Naka, con plaza de finalista asegurada, podrá contemplar cómodamente el desarrollo del otro encuentro, del que saldrá su rival en la batalla por el título.