FÚTBOL SALA

La RFEF informa a los clubes que "trabajan a destajo" para poder arrancar la Liga el 5-S

Los clubes ya están de vuelta y en plena pretemporada, pero sin protocolo no podrán jugar amistosos. La RFEF mantiene la idea de comenzar en menos de un mes.

La RFEF informa a los clubes que "trabajan a destajo" para poder arrancar la Liga el 5-S
PACO RODRIGUEZ DIARIO AS

Los equipos de la LNFS ya están en plena pretemporada. Para muchos de ellos, esta semana fue la del regreso al trabajo tras disputar, algunos, el playoff liguero en Málaga que coronó como campeón al Inter Movistar el pasado 30 de junio. Prácticamente todos los equipos de la máxima categoría ya habían planificado los partidos de pretemporada... aunque con la duda de que pudieran llevarlos a cabo. Estas dudas se disiparon: no se jugarán, salvo cambio radical de aquí a final de agosto. Pero, por ahora, no. La propia RFEF es la que deniega la autorización de los mismos y la designación de árbitros al no tener aprobado un protocolo para la vuelta a la competición y para los encuentros amistosos.

Una competición cuyo inicio está previsto para el 5 de septiembre, en menos de un mes. "Los clubes, que hace dos días denunciaron la ausencia de protocolos Anti-COVID y test para garantizar la seguridad de los jugadores, del personal de los clubes, así como de todos los implicados en los pabellones durante la disputa de los encuentros, han visto frenada su planificación deportiva ante la falta de previsión de la RFEF, quien tampoco ha comunicado el calendario de emparejamientos de Liga, lo que agrava aún más esta planificación. La RFEF hizo caso omiso a las propuestas de los clubes de retrasar el inicio de la competición en previsión de las dificultades que se presentan en pleno rebrote del COVID19 para cumplir los protocolos sanitarios y evitar posibles contagios", dijo la LNFS en un comunicado, que no compartió las fechas elegidas por la RFEF para el retorno de la competición doméstica.

Sin embargo, algunos equipos apuntan a AS que la Federación les ha informado que "están trabajando a destajo y con carácter urgente" para tener un protocolo de seguridad y que la Liga pueda comenzar en las fechas previstas. Lo que los equipos quieren evitar, eso sí, es que estos protocolos les afecten de manera económica. Es decir, que estén obligados ellos mismos a costearse los test antes y después de los partidos. Son conscientes de que las fechas aún están en el aire y, sin partidos antes de un hipotético comienzo de la Liga, la pretemporada cambia ligeramente, especialmente a nivel físico, con el objetivo de llegar a un estado de forma óptimo para el comienzo. El próximo lunes habrá una reunión clave en este aspecto para las competiciones oficiales no profesionales, como es el caso del fútbol sala.