TURF

Los aficionados podrán ir a las carreras en San Sebastián

La Dirección de Juego y Espectáculos del Gobierno Vasco accedió este miércoles a la petición de que pueda asistir público desde el próximo 2 de julio pero con condiciones muy estrictas.

Imagen del Hipódromo de San Sebastián.
Twitter @HipodromoSnSn

La Dirección de Juego y Espectáculos del Gobierno Vasco dio este miércoles su visto bueno a la petición de la sociedad Hipódromos y Apuestas Hípicas de Euskadi para que desde la jornada de este viernes 2 de julio los aficionados puedan asistir en directo a las carreras de caballos que se disputen en San Sebastián, si bien con unas condiciones muy estrictas: un máximo de mil personas (incluyendo profesionales y personal del recinto), que deberán permanecer sentados durante toda la jornada.

"Las carreras que se celebren en el Hipódromo de San Sebastián", advierte el comunicado oficial, "deberán adaptarse a las condiciones que la Orden de 18 de junio de 2020 de la Consejera de Salud prevé para las actividades y espectáculos al aire libre", que permiten una asistencia del 60% y hasta un máximo de 1.000 personas, que deberán utilizar mascarilla. El público permanecerá sentado y en un asiento preasignado con la compra de su entrada en la taquilla.

Ante estas condiciones, los organizadores han decidido que las taquillas de apuestas estén cerradas mañana viernes, así como los espacios de restauración, medidas que podrían ser revertidas para el resto de la temporada.

Las yeguas serán protagonistas este viernes 3 con la disputa de la preparatoria de su gran premio como carrera principal. "Hold on Now" y "My Flinders", dos yeguas entrenadas en Madrid por el guipuzcoano Guillermo Arizkorreta, partirían probablemente como favoritas en el hipódromo si los aficionados pudiesen apostar.

La reunión comenzará a las 11.25 horas y sí será soporte para las apuestas Quíntuple Plus y Lototurf, de Loterías del Estado.