Todas las competiciones se aplazan hasta el 30 de junio

La Federación Española lo ha anunciado hoy. Mientras se espera respuesta del CSD para que el equipo olímpico pueda volver al CEAR de Santander para entrenar en el agua.

Todas las competiciones se aplazan hasta el 30 de junio
Alfred Farré

La Real Federación Española de Vela (RFEV) ha decidido, hoy martes, aplazar todas las competiciones oficiales en todas sus especialidades  hasta el próximo 30 de junio, a excepción de las regatas virtuales organizadas por la misma Federación.

 Esto representa que alrededor de cuarenta competiciones de alto nivel han quedado desde hoy suspendidas. Entre ellas destacan varias Copas de España, la regata Palmavela, el Mundial de la clase Finn que debía disputarse este mes en Palma o el campeonato de España de la clase J80, la Semana Internacional de Santander o  la Regata Castellón Costa Azahar de vela de crucero.

La RFEV coordinará con las Federaciones Autonómicas, Clubes Organizadores, Secretarías de Clases y Área de Competiciones de esta RFEV, la posible celebración de algunas de estas regatas en fechas posteriores, así como la posible cancelación definitiva de otras.

Se tendrá en cuenta a la hora de reprogramar, especialmente en vela infantil y juvenil, el conciliar el calendario de regatas con los clasificatorios autonómicos, curso escolar y el calendario de los eventos internacionales.

Asimismo, estudiará en cada clase, la necesidad de modificar el sistema clasificatorio de los equipos nacionales para su participación en regatas internacionales, así como la definitiva composición de estos equipos.

Esta decisión podrá verse modificada a partir de la fecha indicada por las directrices emanadas en cada momento por las autoridades deportivas y sanitarias.

Jordi Xammar: "Tenemos muchas ganas de volver al agua"

Otra situación complicada es la de los regatistas del equipo olímpico español y los de alto nivel.  Ayer recibieron ya el 'pasaporte' de Deportistas de Alto Nivel (DAN) y , en teoría, el próximo día 11 podrían volver a entrenar en el Centro de Alto Rendimiento de Santander (CEAR).

El catalán Jordi Xammar, junto al gallego Nico Rodríguez, actuales subcampeones mundiales y europeos de la clase 470, una de las bazas españolas de medalla en los JJ.OO. de Tokio 2021, indicaba ayer que, "estamos esperanzados y con muchas ganas de volver al agua de ver de nuevo a mi compañero Nico y volver a trabajar juntos"

Tras el aplazamiento del Mundial 2020, que debía celebrarse en Palma el pasado mes de marzo, a octubre y del Europeo, que debía hacerlo en mayo en Hyères (Francia), a septiembre, el regatista español opina que, "solo entrenando a fondo podremos seguir creciendo y seguir aspirando a lo más alto del podio, pero aún no sabemos, si se abre el CEAR, si podremos desplazarnos hasta allí y en que condiciones podremos entrenar".

El teoría el 'pasaporte' de Deportista de Alto Nivel (DAN), que les permite empezar a entrenar, supuestamente, podría permitirles moverse de su provincia, aunque no está confirmado, para acceder al CEAR.

Xammar está confinado en Granada y en estos momento la Real Federación Española de Vela (RFEV) espera la respuesta del Consejo Superior de Deportes (CSD) al respecto de si los olímpicos podrán desplazarse desde sus actuales lugares de residencia al CEAR, donde en la fase 1 de desescalada, aún no podrán pernoctar en las instalaciones y con el uso de algunas zonas comunes muy restringido, obligaría a alojar a los deportistas en hoteles de Santander, sometido también a diversas restricciones.