JUEGOS OLÍMPICOS

El coronavirus paraliza Japón

Las autoridades japonesas toman medidas para intentar frenar el brote de coronavirus con los Juegos en el horizonte. Quedan 148 días para la cita.

El coronavirus paraliza Japón
PHILIP FONG AFP

Que los ciudadanos de 17 de las 43 prefecturas de Japón no salgan a la calle, recurrir al teletrabajo, que cualquier ciudadano que tenga síntomas similares a un catarro se quede en casa, aplazar o cancelar los eventos deportivos y culturales masivos previstos para las próximas dos semanas... Esas han sido alguna de las medidas que el gobierno japonés ha pedido en su plan para intentar atajar el brote de coronavirus que sufre el país, y que en los últimos días ha puesto en duda la celebración de un evento tan importante como los Juegos Olímpicos de Tokio previstos del 24 de julio al 9 de agosto.

Los mandatarios no dudan en paralizar la vida normal japonesa para intentar frenar la expansión del patógeno. "Las próximas dos semanas son extremadamente importantes para prevenir la extensión de la infección", ha afirmado el primer ministro nipón, Shinzo Abe, durante una reunión de emergencia sobre la crisis abierta por la enfermedad.

Las declaraciones de Abe llegan después de que su imagen haya quedado tocada tanto por la gestión de la enfermedad como por el silencio durante los últimos días. Dick Pound, el miembro más longevo del Comité Olímpico Internacional, encendió las alarmas al dar un plazo de tres meses para que el organismo tomara una decisión sobre los Juegos. Eso provocó que el comité organizador del evento interviniera ayer para matizar lo que califica como "especulaciones": “Esa no es necesariamente la visión colectiva del COI. Nos han reiterado que los preparativos deben seguir con normalidad”.

Juan Antonio Samaranch, vicepresidente del COI, sí aseguró ayer a Efe que el organismo olímpico se encuentra "atento" al problema: "No somos unos irresponsables. Lo vemos con tristeza, seriedad y la obvia y necesaria preocupación. Nunca se pondrá en riesgo a los atletas". Además, deja las decisiones "para los expertos sanitarios". Alejandro Blanco, presidente del COE, opinó en la misma línea: "No se habla de plazos".

Quedan 148 días para los Juegos

Lo cierto es que el deporte en Japón, a 148 días de la celebración olímpica, ya se ha resentido por el brote. La liga de fútbol se ha parado hasta el próximo 15 de marzo, se ha llevado a cabo el aplazamiento de 16 partidos de rugby, el sumo ha suspendido varios eventos y peligra su calendario oficial, la eliminatoria de Copa Davis entre Japón y Ecuador (6 y 7 de marzo) se disputará a puerta cerrada y en la maratón de Tokio de este domingo sólo correrán los atletas de élite. Incluso se va a recortar el trayecto de la antorcha olímpica. Además del ámbito deportivo, espectáculos, conciertos, o la feria de alimentación más importante de Asia, Foodex (10-13 de marzo), se ha cancelado.

Japón, que ya ha prohibido la entrada a todos aquellas personas que hayan estado en las regiones más sensibles de China o Corea del Sur, vive un estado de urgencia. El primer ministro anunció que se creará un ente independiente y especializado para este tipo de casos tras la lentitud de la respuesta en los primeros días del brote (cuentan con 178 infectados autóctonos en la actualidad). Y es que países como España ya han recomendado no viajar a Japón "si no es estrictamente necesario", incluyéndolo en la misma lista que China, Corea del Sur, Irán, Singapur y el norte de Italia como zonas de riesgo.