BOXEO

Ángel Moreno pisa la tarima de nuevo en el Metropolitano

El boxeador madrileño, de 36 años, regresa a la acción tras disputar un Mundial y un Europeo en 2019. La idea es rodarse para volver a la cima.

Ángel Moreno vuelve a la acción en el Metropolitano.
JESUS ALVAREZ ORIHUELA DIARIO AS

Ángel Moreno (19-4-2, 6 KO) está de vuelta. El madrileño, de 36 años, vuelve a la tarima el próximo sábado 22 de febrero en el Gimnasio Metropolitano de Madrid. Lo hace con una firme intención: retomar el vuelo. En 2019 sufrió dos derrotas, pero en la disputa de un Mundial y un Europeo. El Golden Boy lo valora con doble rasero. “Al final valoras de forma positiva poder disputado un Mundial y un Europeo. Aunque claro, el lado negativo fueron las derrotas. Soy un ganador y nunca me gusta eso”, reconoce. Pese a todo, Moreno ha salido reforzado. “Me enfrentado a muchos boxeadores de primer nivel, y nunca me sentí arrollado. De todos estos combates se aprende y sé que la próxima oportunidad tenemos garantías para ganar”, admite.

En su vuelta le espera Daniel Mendoza (11-5, 4 KO), un hombre “que va a exigirme”. La idea suya y la de su equipo, Maravillabox, es clara: rodarse y mirar alto de nuevo. "Paso a paso. Estoy esperando otra gran oportunidad. Haré esta pelea y si todo va bien la idea es hacer otra, contra otro oponente exigente, para rodarme de cara a disputar algún cinturón intermedio que me vuelva a ranquear", admite. Durante años, Moreno ha estado solo en el peso mosca nacional, pero ahora la competencia comienza a crecer. Si la recompensa es buena, quiere al que sea.

"Hubo unas declaraciones que se malinterpretaron un poco. No tengo el deseo de pelear contra Samuel Carmona (disputará el Mundial WBA Interino del mosca en mayo), tengo el deseo de pelear con los mejores y si hay título importantes. Samuel es un gran boxeador y seguro que dentro de muy poco gana títulos importantes. Ojalá sea así y se de una pelea entre ambos, al igual que me motivaría enfrentarme a otros grandes púgiles nacionales como Juan Hinostroza. Siempre que haya un título importante en juego estaría encantado de pelear contra quien sea", concluye el Golden Boy.