BALONMANO | MUNDIAL FEMENINO

¿Qué dice el reglamento de la polémica jugada final?

Ainhoa Hernández fue expulsada en la jugada final por interceptar rápido el saque de la portera holandesa. Además, siete metros y gol definitivo.

España cayó de forma cruel en la final del Mundial. Las Guerreras, que lograron una brillante remontada en la segunda mitad, perdieron en el último decisión tras una decisión que abrió el debate. Ainhoa Hernández bloqueó el saque de la portera holandesa (Wester) tras el lanzamiento de Barbosa. Las árbitras francesas, las gemelas Bonaventura, señalaron, tras unos instantes de dudas, expulsión para la de Barakaldo y siete metros para Holanda. Abbingh no falló pero... ¿qué dice el reglamento sobre esta jugada? Antes de nada, destacar que no hubo videoarbitraje en la final ni, por lo tanto, posibilidad de revisar a la acción, apuntaron a AS miembros de la Federación desplazados a Japón.

El estatuto de la Federación Internacional dice en su artículo 8:10 apartado C. "Si durante los últimos 30 segundos de un partido el balón no está en juego, y un jugador o un oficial de equipo impide o retrasa la ejecución de un saque del equipo contrario, para evitar que sean capaces de lanzar a portería o de obtener una clara ocasión de gol; el jugador u oficial culpable será descalificado y se señalará un lanzamiento de 7 metros a favor del oponente. Esto se aplica a cualquier tipo de interferencia (por ejemplo: con acción física limitada, interfiriendo en la ejecución de un saque, tales como, interceptando un pase, interferencia con la recepción del balón, no soltando el balón". La acción, al ser en los últimos 30 segundos, tiene una matización diferente que si fuera el resto del partido. Por eso, considerando que tiene las manos dentro, es expulsión y siete metros.

Si fuese en cualquier otro minuto, se juzgaría de forma distinta. No sería expulsión, sino sanción de dos minutos. Los siete metros se valorarían, si es ocasión de gol manifiesta o sin excesivo peligro. Si las manos de Ainhoa están dentro, la jugada está bien pitada. La duda es si este hecho ocurrió. En caso contrario, era robo y balón para España. Las francesas tomaron una decisión que ya no cambiará. 

Wester saca con Ainhoa por delante

Hay un artículo añadido, el 12.2, que habla de "se considera ejecutado el saque de portería cuando el balón lanzado por el portero ha rebasado completamente la línea del área de portería. Se permite a los jugadores del otro equipo estar justamente fuera de la línea del área de portería, pero no se les permite tocar el balón hasta que éste haya rebasado completamente dicha línea". Esto quiere decir, si las manos de Ainhoa estuvieran dentro, este supuesto no se cumplió. Es lo que interpretaron las árbitras.