ATLETISMO

"Nosotras corremos por ocio, ellas por salvar la vida"

Doce mujeres de la ONG Wanawake harán una media maratón en Kenia para visibilizar el recorrido que realizan las niñas para escapar de la mutilación genital.

"Nosotras corremos por ocio, ellas por salvar la vida"

Del 6 al 14 de diciembre, 12 mujeres de diferentes provincias (Alicante, Ibiza, León y Madrid), voluntarias de la ONG Wanawake Mujer, se enfrentarán a un emotivo reto en el entorno de la Reserva Natural Masai Mara en Kenia, para sensibilizar y combatir la violencia de género en sus formas más radicales: la mutilación genital femenina y el matrimonio forzado de niñas.

Estas mujeres liderarán una semana de actividades deportivas como herramienta para la igualdad de género, que tendrán un broche con un recorrido de 21,5 kilómetros, una medio maratón, replicando el recorrido que las niñas masai hacen desde una de sus aldeas natales hasta alcanzar una meta segura, huyendo de estas prácticas que vulneran sus derechos más básicos.

Lo harán por caminos de tierra de la región de Narok, por los que transitan cebras, jirafas y ñus, y hasta leones, y donde se entrenan los mejores atletas de larga distancia del mundo, por encima de los 2.400 metros de altitud, haciendo un homenaje a todas esas valientes que “corren” y escapan para cambiar y salvar su vida.

Vivirán kilómetro a kilómetro lo que son capaces de hacer estas niñas, que se unirán al recorrido deportivo en el último kilómetro para apoyar esta manifestación frente a la violencia de género.

Según Mónica Batán, directora y cofundadora de Wanawake Mujer, que ya realizó el reto de 42 kms en 2012 y que las acompaña, “el deporte transmite muchas de las realidades de las niñas”. “Cuando una niña tiene que ir al colegio, suele recorrer más de 5 km diarios; cuando busca agua, camina 10 km; y, lo que es más duro, cuando una niña decide escapar de la mutilación desde su aldea, realiza una auténtica maratón (hasta 42 kms) en medio de la sabana africana, a tenor de los peligros de los “big five”. Nosotras corremos por ocio, ellas lo hacen para salvar la vida”.

Se unen a la reivindicación, clientes y profesionales del Grupo NUBA, que realiza una firme apuesta por las iniciativas sociales, la responsabilidad social y el turismo sostenible y que ha financiado completamente la actividad.

La meta de la carrera será una escuela donde se celebra la ceremonia de graduación de un “Rito de Pasaje Alternativo a la Mutilación Genital Femenina” (ARP por sus siglas en inglés), uno de los programas locales de una semana de duración centrado en la educación, que mayores resultados está obteniendo en la prevención de estas prácticas que vulneran los derechos más básicos de las niñas.