Competición
  • Europa League
  • Euroliga

PIRAGÜISMO

La emotiva carta de la mujer de un campeón de kayak tras perder a su marido por cáncer

El húngaro Robert Toth, campeón de Europa sub-23, falleció este domingo tras una larga lucha contra el cáncer. Su mujer le recordó con una emotiva carta.

El kayakista húngaro Robert Toth.
Facebook

El deporte húngaro está de luto tras conocer la muerte de Robert Toth este domingo a los 29 años. Toth, que fue campeón de Europa de kayak en categoría sub-23 y que además era luchador de MMA, tuvo que hacer frente desde 2017 a un carcinoma adenoide quístico, un tipo de cáncer bastante extraño.

El pasado mes de febrero su mujer Diána Reményi inició un crowdfunding para recaudar fondos para que Toth fuese tratado en el Hospital MD Anderson de Houston después de que los tratamientos previos no diesen resultados. El pasado mes de julio Toth dio síntomas de mejora ante el nuevo tratamiento aunque este fin de semana pero este fin de semana la vida del kayakista se paró.

Fue la propia esposa del kayakista la que dio la triste noticia a través de una emotiva carta de Facebook, en la que destacó la fuerza y entereza de Toth durante su batalla frente a la enfermedad. "Hace dos semanas, a estas horas, te estaba viendo en kayak. Y ahora ya no estás vivo. Todo lo que vivimos en las últimas dos semanas es indescriptible. Tras varios meses de control constante y ninguna anomalía, estalló un final inimaginable. Pero no puedo decir que el cáncer te haya derrotado. Era como si supieses que sólo podías detener a ese demonio en tu cuerpo destruyéndote a ti mismo primero. Fue una lucha sobrehumana, hasta el último aliento. 'El Guerrero', así te llamaban todas las enfermeras y los médicos.

Reményi mostró su pesar pero a la vez reconoció que se había terminado la agonía por la que estaba pasando Toth desde 2017. "Lo único que me tranquiliza es que tu cuerpo ya puede descansar y tu alma puede respirar en un mundo en el que ya no tienes la enfermedad y el infierno que pasaste. Lamento que mi amor inconmensurable por ti no fuera suficiente para sacarte de la cárcel en la que te encerró la enfermedad".