PIRAGÜISMO

La Selección ya trabaja en el campo de regatas del Europeo

K4 400 masculino español.

Los internacionales se entrenaron hoy en el Ada Cingalija de Belgrado, donde el viernes se inicia el Campeonato de Europa

Belgrado

La Selección  ultima en Belgrado los preparativos para el Campeonato de Europa 2018 de Esprint y Paracanoe, marcado por la expectación para el equipo nacional, que ha tenido hoy su primer contacto con el campo de regatas Ada Cingalija, donde la flota española pondrá en juego desde el viernes 8 al domingo 10 su papel entre los favoritos continentales, en el mismo lugar donde hace 48 años se cimentó la cosecha de medallas de este deporte con el título mundial logrado por el icónico K4 1.000 formado por Herminio Menéndez, Luis Gregorio Ramos Misioné, José María Esteban Celorrio y José Ramón López Díaz-Flor.

La delegación española ha dedicado la jornada a los trámites propios de la llegada al campeonato, al intento por recuperar las palas y otro material deportivo extraviado en uno de los vuelos que tiene a los canoistas baleares Sete Benavides, doble diploma olímpico, y a su compañero de C2 Toni Segura, sin parte del equipamiento necesario para competir. 

Los campeones olímpicos Saúl Craviotto, Cristian Toro y Marcus Cooper Walz, que junto al campeón mundial Rodrigo Germade, integran el K4 500 español, han salido al agua por la mañana y por la tarde, bajo las directrices de su técnico, Miguel García, mientras que el K4 500 de mujeres, a las órdenes de Jesús Buzón también ha dirigido a Sara Ouzande, Alicia Heredia Contreras, Isabel Contreras y Begoña Lazkano, así como a Laia Pelachs y Natalia García (K2 500 y 1.000).

 

 

 

 

0 Comentarios

Normas Mostrar