Competición
  • Champions League
  • LaLiga SmartBank
  • Copa Argentina
Copa Argentina
Talleres Talleres TLL

-

Banfield Banfield BNF

-

Muhammad Wilkerson: una bestia anda suelta

New York Jets

Muhammad Wilkerson: una bestia anda suelta

Muhammad Wilkerson: una bestia anda suelta

El defensive tackle es agente libre tras haber sido despedido por los New York Jets y, si se centra, estamos ante una joya del mercado.

La primera visita que Muhammad Wilkerson hará como agente libre, tras ser cortado por los New York Jets, es a los Green Bay Packers, y me imagino a una gran parte de la población de la ciudad de Wisconsin recibiéndole con los brazos abiertos, ofreciéndole mucho queso, y con una comitiva con Aaron Rodgers a la cabeza para pegarle un abrazo y decirle lo mucho que le quieren y admiran como jugador, como ser humano, como hijo de la creación. Algo así.

Porque lo que es seguro es que talentos como el de Wilkerson no aparecen muy a menudo en la agencia libre y eso hace que poder ficharle se convierta en todo un acontecimiento para las franquicias.

El defensive tackle es un jugador élite. Ha jugado la Pro Bowl en el año 2015 y en sus siete años en la NFL ha sumado 44 sacks y ha forzado diez fumbles, amén de dos intercepciones. Es capaz de dominar en las jugadas de pase y contra la carrera. Es de los que cambian defensas enteras por la capacidad que tiene de asumir el centro de la línea defensiva y de los que obliga a los ataques rivales a cambiar planes de juego por él.

Es por eso que ha ganado más de 50 millones de dólares en su carrera y, con 28 años, está posicionado para ganar muchos más.

Pero, claro, todo lo anterior no cuadra. ¿Por qué está sin equipo si es tan bueno? Pues porque es un cabeza loca. Con los Jets acabó siendo apartado del equipo tras numerosas faltas de disciplina. Fue tachado de cáncer en el vestuario, de no dar todo en cada partido, de faltar a reuniones, de tomarse en broma todo esto de ser profesional. Y ese bagaje tiene que poner los pelos de punta a su futuro empleador.

Lo que me lleva a pensar que la mejor situación para todos lo implicados es que firme un contrato de un año que, viendo como se ha comportado, no sería de más de 8-10 millones de dólares, y que la agencia libre del año que viene dictara sentencia. De esta manera, el equipo que le firme no correría excesivos riesgos y Wilkerson podría demostrar si, como dice, tiene toda la intención de seguir siendo relevante en la liga.

Le fiche quien le fiche, y al precio que sea, lo que es seguro es que será uno de los puntos de atracción de la próxima pretemporada. No hay gente de su nivel suelta como para no pensar que, si se rehabilita mentalmente, tu equipo va a ser mucho mejor con su presencia. Y el talento siempre acaba teniendo varias oportunidades.

0 Comentarios

Normas Mostrar