Temas del día

La novia de Zeke Elliott quiso chantajearle con vídeos sexuales

Dallas Cowboys

La novia de Zeke Elliott quiso chantajearle con vídeos sexuales

La novia de Zeke Elliott quiso chantajearle con vídeos sexuales

Tom Pennington

Getty Images

El running back de los Dallas Cowboys ha apelado la sanción de seis partidos que le ha impuesto la NFL por supuestos actos de violencia doméstica.

El caso de la NFL contra Zeke Elliott se vuelve más complicado a cada paso que se avanza en él.

Según el informe elaborado por la liga en su investigación de los supuestos casos de maltrato machista del corredor de los Dallas Cowboys a su ex novia, Tiffany Thompson, ésta habría pensado en chantajear al jugador haciendo públicos vídeos sexuales de ambos.

Así se lo habría confesado a una amiga, con la que intercambió mensajes telefónicos urdiendo un plan para pedirle 20.000 dólares al jugador para no mostrar a todo el mundo las grabaciones privadas. Ha sido el portal Yahoo Sports el que ha encontrado la conversación en los papeles internos de la NFL, esos que han declinado desclasificar.

Esto, por supuesto, no desacredita en absoluto la versión de Tiffany Thompson de haber sido objeto de dos agresiones por parte de Elliott, una en Ohio y otra en Florida. Pero se suma al hecho de que otra amiga suya fue la única que se personó ante la policía como testigo de una de las supuestas agresiones y cuando llegó el juicio declaró que no había visto nada, que no había estado presente ante ninguna agresión y que había mentido porque Tiffany se lo había pedido.

Hay que recordar que Zeke Elliott fue exculpado por la justicia en ambas supuestas agresiones. En el incidente de Ohio cuatro personas declararon ante el juez haber sido testigos de cómo Tiffany Thompson se enzarzaba en una pelea de bar; dos esos testigos eran trabajadores del bar. Y otras tres personas juraron haberla visto gritando al teléfono que iba a demandar al jugador y que iba a arruinar su carrera acto seguido de esa pelea. En el incidente de Florida, Thompson llamó a la policía para decirles que había sido agredida pero estos no pudieron encontrarle señales de ello por el cuerpo; le ofrecieron llevarla al hospital para examinarla a fondo, pero ella declinó y no presentó cargos.

La investigación interna de la NFL, no obstante, concluyó que Zeke Elliott debía de ser sancionado por seis partidos por conducta inapropiada y dañina para la imagen de la liga.

El jugador ha presentado apelación a esta sanción. Con él está también el sindicato de jugadores, que considera una injusticia esta situación.

Así mismo, tiene de su lado a su equipo, los Dallas Cowboys. De hecho, y aunque no ha dicho esta boca es mía, se especula con que Jerry Jones, propietario de los Cowboys, está cabreadísimo con Roger Goodell, comisionado de la NFL.

La apelación se sustanciará, en principio, antes del 31 de agosto, aunque con la NFL es imposible predecir ni tiempos, ni formas, ni fondos en lo que a sanciones por hechos ocurridos lejos de los campos se refiere.

AMPLIACIÓN: La NFL ha respondido a esta filtración, de la que acusa al sindicato de jugadores, con el siguiente comunicado:

"Es una táctica común el tratar de demostrar la inocencia del acusado dañando la reputación de la víctima, en este caso la señora Thompson. Estas tácticas son vergonzantes. Los esfuerzos por hacer sentir vergüenza y culpabilidad en las víctimas son, a menudo, lo que evita que denuncien o pidan ayuda desde el principio".


0 Comentarios

Normas Mostrar